Cádiz

El profesor gaditano en tratamiento de cáncer no tendrá que incorporarse al trabajo

  • El INSS ha estimado su alegación al alta obligatoria que había recibido

Entrada de la sede del INSS en Cádiz Entrada de la sede del INSS en Cádiz

Entrada de la sede del INSS en Cádiz / J. P.

Comentarios 6

El profesor en tratamiento de cáncer que recibió el alta obligatoria no tendrá que incorporarse a su puesto de trabajo. El Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) ha rectificado y ha estimado la alegación que había presentado el afectado, basándose en un nuevo informe médico realizado por la Unidad de Oncología del Hospital Puerta del Mar.

Según ha compartido el sindicato Ustea Cádiz Enseñanza, su compañero podrá "dejar atrás esta pesadilla y centrarse en su salud", satisfechos porque se haya hecho justicia. Este lunes fue citado en la sede del INSS, en la Plaza de la Constitución "para recibir personalmente la resolución de la alegación que interpuso, ante el alta obligatoria emitida, y asesorado por un abogado del sindicato.

Desde Ustea Cádiz Enseñanza destacan que "ha imperado la razón y el derecho de los trabajadores y trabajadoras a estar de baja cuando la salud impide el ejercicio del trabajo". "Nuestro compañero no tendrá que incorporarse a su puesto de trabajo y seguirá de baja, centrado en su salud". 

El sindicato denunció hace unos días que el Instituto Nacional de la Seguridad Social había dado el alta obligatoria a un docente gaditano, profesor de Secundaria, que padece mieloma múltiple –un cáncer de un tipo de células de la médula ósea de difícil curación– y que actualmente se encuentra en tratamiento, apuntaban.

El docente fue citado recientemente en la sede del INSS de la plaza de la Constitución para valorar su incapacidad temporal, al llevar ya más de un año y medio de baja. En la revisión, le dijeron que lo normal es que se prorrogara el tiempo para determinar el tipo de incapacidad; pero hace unos días, le comunicaron a través de un mensaje sms que va a recibir el alta obligatoria y que tiene que incorporarse al trabajo.

Entonces, el afectado presentó una reclamación al alta obligatoria, basándose en un nuevo informe médico realizado por la Unidad de Oncología del Hospital Puerta del Mar, donde es tratado, que recoge que el paciente sigue en tratamiento y especifica que "debe continuar de baja laboral". El informe está firmado por todo el equipo de la Unidad.

El docente gaditano, interino en un instituto de otra provincia, ha recibido al fin la respuesta a su reclamación y no tendrá que incorporarse a trabajar. 

El Colegio de Graduados Sociales de Cádiz alertó, a raíz de este asunto, sobre el aumento de reclamaciones por altas forzosas que se está produciendo desde hace más de un año en la provincia.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios