Cádiz

El primer juicio penal por Los Chinchorros se celebrará el día 19

  • Los acusados se sentarán en el banquillo por sendos delitos de estafa y uno de ellos también por apropiación indebida

Imagen de uno de los edificios de Los Chinchorros que está sin terminar. Imagen de uno de los edificios de Los Chinchorros que está sin terminar.

Imagen de uno de los edificios de Los Chinchorros que está sin terminar. / jesús marín

Comentarios 3

El primer juicio que se va a celebrar por el asunto de Los Chinchorros, las promociones de viviendas situadas junto al antiguo cementerio de San José que llevan más de tres lustros paradas y con un centenar de afectados, va a tener lugar el próximo 19 de enero.

En este caso los acusados son José Luis Costa Pazos, su hermano Javier y María Dolores Sepúlveda Ríos como autores de un delito de estafa para cada uno de ellos y para esta última, además, por apropiación indebida.

Se hicieron con 140.000 euros de dos afectados cuando la promoción ya tenía problemas

La vista tendrá lugar en el Juzgado de lo Penal número tres tras la instrucción que ha llevado a cabo el número 2.

La denuncia partió de dos afectados que en el año 2009 por separado concretaron un acuerdo privado de préstamo con la empresa Ya Somos Cinco S.L., representada por el administrador José Luis Costa Pazos, y que entonces era una de las promotoras de Los Chinchorros.

La primera de estas personas hizo ese contrato privado de préstamos por valor de 30.000 euros el 29 de junio de 2009 y posteriormente otro de 60.000 el 4 de octubre. El otro afectado contrató uno por 20.000 euros y posteriormente otro por 30.000.. Esto quiere decir que uno entregó a la empresa 90.000 euros y la otra persona 50.000.

Eran una especie de préstamos que daban los compradores a la promotora pero realmente consistían en unas entradas para las viviendas. Así se pacta un 3% de interés anual pudiendo optar por viviendas de protección oficial, tal y como aparecía en el auto dictado por el Juzgado e Instrucción número 2 que ordenaba la celebración de un juicio.

Según el mismo, los ingresos se hicieron en una cuenta de una entidad bancaria de la que era titular María Dolores, esposa de José Luis, y tal como aparecía en el auto "la operación se pretende que sea opaca". Esto hizo que el dinero no llegara a las cuentas de la empresa: el juez explicó hace dos años cuando hizo el auto que "lo cierto es que el suelo es de Arrecife Costa Bahía, mercantil de la que Ya Somos 95 es partícipe".

El Juzgado de Instrucción número 2 dijo que en el momento en el que se firmaron esos contratos-préstamos "no se ofrecen todos los datos de los problemas de construcción de las viviendas" y añadía que los denunciantes hicieron la operación con la creencia de que esta iba a llegar a buen puerto. Finalmente, no se devolvió el dinero ni las obras se acabaron.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios