Ayuntamiento de Cádiz La oposición defiende su papel y la rigurosidad de sus propuestas

  • l “¿Quién es el que prometía acabar con la infravivienda en cuatro años?”, recuerdan desde el PSOE y el PP

Bancada de la oposición durante el pleno ordinario de septiembre. Bancada de la oposición durante el pleno ordinario de septiembre.

Bancada de la oposición durante el pleno ordinario de septiembre. / Lourdes de Vicente

El debate está servido. ¿Es demagógico presentar propuestas que no concreten el modo en que pueden llevarse a cabo, especialmente si conlleva una alteración de la cuestión económica? ¿O es demagógico pedir a la oposición que avale algunas de sus mociones con informes técnicos, que en todo caso debieran hacerse una vez aprobada esa propuesta y no antes? Gobierno y oposición han entrado en una polémica en este sentido, a raíz de la sesión plenaria del pasado viernes y de algunas de las propuestas que se debatieron.

Desde el equipo de gobierno se pedía ayer –según recogía este periódico– que la oposición fuera más rigurosa a la hora de presentar propuestas y evitara plantear cuestiones a sabiendas de que no eran realizables, para evitar posteriores ataques políticos. Y a esta posición de Adelante Cádiz respondieron Partido Popular y Partido Socialista, que defendieron su papel como grupos de la oposición y el escenario político que debe producirse en relación a los debates plenarios.

“El mensaje que manda a través de la prensa Podemos en Cádiz es muy peligroso para la Democracia en esta ciudad”, trasladaban ayer fuentes del PP, afirmando que si a los partidos de la oposición se les pidiera presentar las propuestas acompañadas de informes oficiales “no habría labor de oposición, que es precisamente lo que persiguen los ideólogos de este argumento”. “Cualquier debate político sobre actuaciones en una ciudad se acabaría en el momento en el que se aprobara un presupuesto: todo lo que no figure en la partida de gastos sería irrealizable por falta de crédito, que es la respuesta que da Intervención a cualquier propuesta”, explicaban las fuentes del grupo municipal, recordando que el equipo de gobierno decidió en el anterior mandato “poner doscientas fuentes bebederos a razón de tres mil euros cada una” y en el actual “hacer un parque canino en Santa Ana en lugar de arreglar las pistas de Telegrafía para abrirlas, por ejemplo”. “En eso consiste el debate político y los plenos”, resumían.

Curiosamente, tanto PP como PSOE ponía ayer el acento en las propuestas que –defendían– llevó a Podemos a la Alcaldía de Cádiz. “¿El partido que llegó a la Alcaldía prometiendo acabar con la infravivienda en cuatro años, en base a un estudio económico muy sesudo, es el que ahora habla de propuestas demagógicas? ¿Al alcalde que prometía entre coplas que todos los que estaban trabajando fuera volverían cantando por el puente le parece ahora demagógico pedir que la temporada baja de playas llegue hasta finales de octubre?”, se preguntaban en el PP. Y en el mismo tono se pronunciaban desde el PSOE, indicando al alcalde “que lo que adolecía totalmente de rigor y rozaba el delirio fueron las promesas con las que llegó a la Alcaldía”. “Nos preguntamos qué pasó con la eliminación de la infravivienda en cuatro años con el 0,5% del presupuesto municipal, con la planta fotovoltaica en Zona Franca, con la luz y el agua para la Corrala de la Bahía, o con la municipalización del servicio de limpieza”, recordaban los socialistas.

En base a ello, desde el PSOE se pide que sea el gobierno quien se aplique esa rigurosidad demandada, “y como prueba los muchos expedientes reparados por la Intervención municipal por fallos en los procedimientos de contratación”.

“Todas las propuestas que defendemos y presentamos a Pleno son perfectamente realizables. El problema es que para llevarlas a cabo hace falta gestión, y a este equipo de gobierno le sobra demagogia y le falta capacidad de trabajo”, afirmaban las fuentes del PSOE municipal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios