Cádiz

El hospital en Altadis se topa con los primeros problemas administrativos

  • El Ayuntamiento ratifica su apoyo y lamenta que APBC y ZF afirmasen que todo iba a ser rápido

Antiguas instalaciones de las oficinas de Altadis en la Zona Franca. Antiguas instalaciones de las oficinas de Altadis en la Zona Franca.

Antiguas instalaciones de las oficinas de Altadis en la Zona Franca. / fito carreto

No hay proyecto público o privado en la ciudad que no se tope con algún problema administrativo o político. La propuesta de abrir en terrenos de Altadis, aprovechando uno de los edificios de oficinas de la antigua tabaquera, un hospital privado ha acabado por toparse con esta tradición gaditana, aunque en su día la administración propietaria del suelo, Zona Franca, afirmase que todo el proceso sería rápido en su desarrollo.

Ahora, sin embargo, los promotores del centro médico, Gestión Hospitalaria Gaditana, formada por el Grupo Médico López Cano y Pedro Caro Oculsur, tendrán que esperar a que por una parte se declare la innecesariedad de los terrenos por parte de Puertos del Estado, pues el suelo forma parte del patrimonio de la Autoridad Portuaria de Cádiz, y la Zona Franca proceda a desafectarlo e incluirlo en el Plan de Ordenación Urbana de la ciudad, trámites que suponen un tiempo y que nada tiene que ver con la rapidez inicialmente prevista, lo que podría peligrar la obtención de las subvenciones de la Junta de Andalucía, a través del programa Idea, que los promotores esperaban lograr. Este periódico no pudo contactar esta semana con algún portavoz de esta firma.

En este proceso, el Ayuntamiento de Cádiz ya ha anunciado su apoyo al proyecto, una vez que ha constatado que es compatible con el carácter industrial del resto de la parcela dejada por Altadis y hoy en manos del Consorcio. Pero lamenta que en su momento las restantes administraciones "no nos hiciesen caso cuando les advertimos que era necesario ejecutar la desafectación de los terrenos", indica a este diario el teniente de alcalde de Urbanismo, Martín Vila. En aquel momento se pidió desde el Ayuntamiento prudencia y no lanzar campanas al vuelo pues era necesario pasar antes por una serie de trámites que ahora se confirman.

Por si fuera poco, Vila destaca como tanto la Zona Franca como la Autoridad Portuaria "plantearon la modificación del PGOU y todos estos trámites administrativos sin atender al Ayuntamiento. Pero, aunque cada uno haya ido por su lado, que tengan claro que el Ayuntamiento de Cádiz apoyará esta operación".

El propio Martín Vila se reunió el pasado miércoles, tras conocer la decisión de la Autoridad Portuaria, con los representantes de Gestión Hospitalaria Gaditana, a fin de informarles de toda la tramitación que aún queda por delante y que ellos desconocían y de la que estaban pendientes para no perder la posibilidad de obtener ayuda de las administraciones públicas.

"Todo este tema se ha abordado con mucha temeridad tanto por la Zona Franca como por la Autoridad Portuaria", se lamenta Vila, que reclama que "no se utilicen estas cuestiones de ciudad como arma política", una vez que estas administraciones indicaron que ahora todo estaba en el tejado del Ayuntamiento.

Por lo pronto, el consejo de administración de la APBC aprobó el pasado 29 de noviembre la declaración de innecesariedad de estos terrenos, por los que podrían pasar a manos de la Zona Franca. Sin embargo, ahora debe ser Puertos del Estado el que adopte esta propuesta que tendrá que ser ratificada por el ministro de Fomento. De esta forma, este suelo estará desafectado y podrá incluirse en el PGOU. "Nos metemos así en una modificación estructural en el planeamiento urbano que obliga a llevar el trámite administrativo ante la Junta de Andalucía", lo que supone que los plazos que quedan por cubrir son inciertos.

El complejo sanitario promovido por los empresarios gaditanos es el primero que se plantea en la ciudad desde hace años y se adelanta a la construcción del Hospital Regional, prometido por la Junta y nunca ejecutado, por lo que atenderá a un sector con muchas necesidades en la capital.

Este centro sanitario va a utilizar un edificio administrativo de la antigua tabaquera que tiene unos 3.000 metros cuadrados de superficie útil. La intención es contar con 25 habitaciones de hospitalización nocturna, quirófanos y unidad de cuidados intensivos. La puesta en marcha del hospital permitirá la creación de unos 40 nuevos puestos de trabajo en una primera fase.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios