Urbanismo | El desarrollo de la ciudad

Más dinero para alquilar

  • El Ayuntamiento modificará la ordenanza de alquiler social para incrementar las ayudas y para facilitar el acceso a pisos a este servicio

Las oficinas de Procasa en una imagen de archivo.

Las oficinas de Procasa en una imagen de archivo.

La ciudad de Cádiz apenas oferta unos 150 pisos en alquiler residencial. Otros tantos se limitan a alquileres de temporada o para estudiantes. Y hay un número indeterminado cuyas condiciones de habitabilidad son mínimas. A esta falta de alquileres se le une los precios de los mismos. La media ronda los 650 euros, aunque existen en el mercado viviendas que cuestan 1.800 euros al mes.

Este panorama no ha mejorado con el tiempo; todo lo contrario, va a peor. Para la administración y para algún colectivo ciudadano uno de los grandes culpables de esta escasez es el sector de los pisos y apartamentos turísticos, cada vez más numeroso, algo que se rechaza desde las inmobiliarias.

Por el contrario, todos coinciden, y la misma administración asume también este análisis, que hay muchos propietarios de viviendas reacios a alquilar por la falta de confianza tanto a la hora de cobrar el alquiler como del mantenimiento de la vivienda.

Este tema también se analizó en la reunión entre Ayuntamiento, promotores y agencias inmobiliarias.

Eva Tubío indicó que se estaba trabajando en una modificación de la Ordenanza de Alquiler Social, ante los cambios en la legislación nacional “y a las circunstancias del mercado de arrendamiento existentes en la ciudad, tanto en lo que se refiere a las condiciones constructivas de las viviendas que se ofrecen para alquiler como a los precios máximos de rentas”.

Reconoce la concejala que el Ayuntamiento tiene pocas viviendas incluidas en este programa, “aunque funcionan muy bien”.

Entre los cambios en las ordenanzas, se les exigirá a estas viviendas que tengan la ITE favorables y condiciones de habitabilidad adecuadas, rebajándose otras exigencias que por diversas cuestiones son difíciles de cumplir en Cádiz “y que en la práctica han impedido que viviendas muy dignas y perfectamente habitables hayan podido acogerse a este programa”.

El Ayuntamiento va a ampliar los topes de rentas, para acercarse a los precios actuales que facilite un aumento de viviendas para este programa con buena calidad de habitabilidad. Se tendrá en cuenta las fluctuaciones de los precios en el mercado, sin necesidad de modificar la ordenanza sino “simplemente actualizándolos periódicamente por acuerdo de junta de gobierno”. Hoy el tope está en 500 euros. Fuentes de los agentes inmobiliarios que estuvieron en el encuentro con el Ayuntamiento indicaron que esta cantidad podría elevarse a unos 600 euros.

Advierte el Ayuntamiento que todas las modificaciones que se emprendan en la ordenanza se debatirán con los colectivos ciudadanos relacionados con la vivienda y en el propio consejo de Procasa antes de llevarlas al pleno.

Igualmente, destaca Tubío que “estaremos también al tanto de lo que vaya aprobando el gobierno central en cuanto a la regularización de los precios de alquiler y las medidas contra los desahucios de alquiler en las zonas tensionadas”.

En este sentido, el área de Vivienda también está actuando en la protección de familias o particulares en riesgo de ser desahuciados de sus viviendas por diversos motivos económicos.

La gestión municipal, en coordinación con los juzgados competentes, ha reducido de forma notable la incidencia ciudadana en los casos de desahucios, repartidos entre quienes no pueden afrontar el pago del alquiler del piso o el coste del pago a los bancos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios