Desescalada del confinamiento

Coronavirus en Cádiz: Los niños de Cádiz no podrán bajar a la playa el domingo

  • El Ayuntamiento argumenta que hoy viernes sigue en pie la prohibición de circular por ellas en virtud del estado de alarma y que no ha recibido ninguna contraorden del Gobierno central

  • El Ejecutivo de Pedro Sánchez aún no ha aprobado ni publicado la medida y se espera que lo haga mañana sábado, con o sin rectificación

Estado de las playas de la capital Estado de las playas de la capital

Estado de las playas de la capital / Julio González

Los niños y niñas residentes en Cádiz no podrán bajar a la playa  el próximo domingo para disfrutar de esa hora diaria al aire libre que inaugurará su desconfinamiento, pese a que muchos -casi todos- la tengan a menos de un kilómetro de distancia de sus domicilios y sea el espacio natural más cercano y equivalente al campo o al bosque en municipios de interior. A menos que se permita en la medida que tiene previsto aprobar mañana sábado el Gobierno.
Otros municipios andaluces como Marbella y Mijas ya  han anunciado que sí que permitirán la circulación por sus playas de los menores acompañados, siempre que cumplan con las medidas de prevención que se han dictado desde el Gobierno central.

A la pregunta de si los niños de Cádiz podrán disfrutar de la playa a partir del próximo domingo, desde el Gabinete de prensa del Ayuntamiento de Cádiz respondieron hoy viernes que las playas están cerradas en cumplimiento del real decreto por el que se implantó el estado de alarma frente a la pandemia causada por el covid-19 y que continuarán así mientras no haya una orden o una autorización expresa del Gobierno central en sentido contrario. La misma fuente recalcó que lo importante ahora es la salud y seguir conteniendo la epidemia. En cualquier caso, como en tantas otras ocasiones, no se descarta una nueva rectificación, una vez publicado mañana sábado el texto legal definitivo.

El vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, citó expresamente la posibilidad de que los niños de entornos rurales pudieran disfrutar del bosque y el campo en su hora de desconfinamiento en su rectificación de las medidas que inicialmente se anunciaron para los más pequeños. Pero no citó las playas, que se extienden a lo largo de 3.000 kilómetros en un país con más de 7.500 de costa y que constituyen un lugar de esparcimiento saludable en cientos de municipios costeros, también fuera de la temporada de baños.

Lo cierto es que la prohibición de circular por las playas no se recogía en el Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo, por el que se declaró el estado de alarma para la gestión de la crisis del coronavirus, sino en el Real Decreto 465/2020, de 17 de marzo, que modificaba el anterior.

Posteriormente, el Gobierno de la Junta de Andalucía llegó a anunciar que ordenaría el cierre de todas las playas de la comunidad autónoma, pero finalmente quedó en una recomendación innecesaria porque la modificación del real decreto del estado de alarma dejaba bien clara la prohibición de circular por la playas. De todo esto se deduce que, salvo medida en contra, los Ayuntamientos de Marbella y Mijas estarían contraviniéndolo autorizando la libre circulación por los arenales de sus costas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios