Tribunales

Condenada una pareja por intentar colar más de medio kilo de cocaína en el muelle

  • La mujer fue sorprendida en el control de pasajeros con la droga escondida bajo su ropa

Imagen de archivo de un control policial en el puerto de Cádiz. Imagen de archivo de un control policial en el puerto de Cádiz.

Imagen de archivo de un control policial en el puerto de Cádiz. / Lourdes de Vicente

La Audiencia Provincial de Cádiz ha condenado a una pareja por intentar introducir, en el año 2013, más de 650 gramos de cocaína en el muelle de la ciudad. El tribunal de la Sección Tercera considera acreditado que los dos traficantes acordaron transportar la droga desde Cádiz hasta Santa Cruz de Tenerife ocultándola bajo la ropa de la mujer. Sin embargo, ella fue sorprendida por la Guardia Civil en el control de pasajeros.

El tribunal ha impuesto al hombre tres años de prisión como autor responsable de un delito contra la salud pública. Ella ha aceptado por el mismo delito dos años, si bien la Audiencia la ha beneficiado con la suspensión de la pena privativa de libertad y no entrará en la cárcel

La sentencia, de la que ha sido ponente el magistrado Juan José Parra, recoge como hechos probados que el día 28 de mayo de 2013 la pareja planeó, de común acuerdo, transportar droga entre Cádiz y Santa Cruz de Tenerife. "Entre los dos, escondieron bajo la ropa de ella tres bolsas de plástico que contenían una sustancia estupefaciente que, tras ser analizada, resultó ser cocaína y arrojó un peso de 660 gramos y una pureza del 46,3%". 

El hombre, detalla la resolución judicial, unió una de las bolsas al cuerpo de la mujer con un plástico a modo de faja; y las otras dos bolsas las ocultó ella en su ropa interior.

De esta manera, "la procesada viajó desde Madrid a Cádiz con un billete de tren facilitado por el acusado con el fin de transportar la droga que escondía bajo sus ropas hasta Santa Cruz de Tenerife, donde según las instrucciones dada por su pareja, debía entregar dicha sustancia estupefaciente a una tercera persona no identificada". No obstante, "fue interceptada por agentes de la Guardia Civil durante el control de viajeros realizado en el puerto de Cádiz, portando adosada a su cuerpo la cocaína descrita".

Según la sentencia, a la fecha de los hechos la pareja residía en un piso en Torrejón de Ardoz, Madrid. En dicha vivienda se llevaban a cabo actuaciones de distribución de drogas a terceras personas. Así, tras la autorización de entrada y registro en ese domicilio por parte del Juzgado de Instrucción número 3 de Cádiz, se incautaron enseres destinados a la preparación y distribución de droga así como varios envoltorios de cocaína de gran pureza.

El valor que habría alcanzado en el mercado ilícito la droga aprehendida ascendería a 40.000 euros, según la Oficina Central Nacional de Estupefacientes del Ministerio de Interior.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios