Cádiz

Las calles perpendiculares perderán el aparcamiento libre

  • El objetivo es evitar el tráfico en ese tramo del Paseo, que quedará semipeatonalizado

Un ciclista pasea por el carril bici del Paseo Marítimo. Un ciclista pasea por el carril bici del Paseo Marítimo.

Un ciclista pasea por el carril bici del Paseo Marítimo. / julio gonzález

Comentarios 4

Una consecuencia derivada del nuevo aspecto que tendrá el Paseo Marítimo entre la glorieta Ingeniero La Cierva y Cortadura es que el aparcamiento libre actualmente disponible en las calles perpendiculares se va a perder. El plan del Ayuntamiento para estas calles que conectan con el Paseo Marítimo es que esas plazas sean dedicadas a los distintos aparcamientos reservados que de algún modo se van a perder en el Paseo Marítimo. Así, habrá plazas para la carga y descarga, otras para minusválidos, o también reservadas para motos.

Con esta medida se buscan dos objetivos. El primero es eliminar al completo el aparcamiento en ese tramo del Paseo Marítimo, ya de por sí más estrecho que la zona que discurre desde Asdrúbal hasta Ingeniero La Cierva. Y por otro lado, con esta medida se consigue eliminar o al menos reducir considerablemente, el denominado tráfico de agitación en esta vía (esos vehículos que circulan por allí buscando alguna plaza libre donde estacionar).

Para ello, las plazas que quedaran libres en esas calles adyacentes se reservarán exclusivamente para residentes, lo que permitirá reducir el tráfico en el Paseo Marítimo.

En concreto, conviene recordar, esta medida afectará a las calles Virgen de las Angustias, Doctor Herrera Quevedo, José García Agulló, Ceuta, Neptuno, Villa de Paradas, Sirenas, Nereidas y Caracolas. En todas ellas desaparece el aparcamiento libre, que ocuparán vehículos de carga y descarga, de minusválidos o, en algunos casos, de residentes.

Además, conviene recordar, una de las dos filas de aparcamiento actuales de la calle Sirenas quedará inutilizada por la implantación del carril bici que procedente de la Glorieta de la Zona Franca conectará a través de la calle Castellar de la Frontera, la avenida Juan Carlos I, Ciudad de la Coruña, Avenida José León de Carranza y Sirenas con ese punto del Paseo Marítimo, en una de los tramos perpendiculares proyectados por la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento.

De tal modo, la intención del Ayuntamiento es que por esa zona del Paseo Marítimo circulen únicamente los propietarios y usuarios de garaje, los vehículos de carga y descarga que se dirijan a esas calles perpendiculares, los de minusválidos y los de emergencias. Un tráfico mucho menos denso que el que atraviesa a diario actualmente el Paseo camino de Cortadura.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios