Cádiz

La Zona Franca cerró 2008 con 5,9 millones de pérdidas

  • La falta de ventas por la crisis, el endurecimiento de los créditos y un expediente de empleo, las principales causas

La crisis económica ha sido despiadada con la Zona Franca de Cádiz. El pasado año 2008 el Consorcio cerró el ejercicio con más de 5,9 millones de déficit, según el informe que presentó el delegado del Estado en la Zona Franca, José de Mier, al pleno de la institución en el pasado mes de julio, documento al que ha tenido acceso este periódico.

Según el mismo, "la parálisis" de las ventas de bienes inmuebles, uno de los grandes negocios del Consorcio y "la sustancial restricción" del crédito bancario han incidido directamente "tanto en las ofertas públicas efectuadas como en la financiación de los nuevos proyectos.

Por un lado, la Zona Franca está teniendo problemas para colocar en el mercado los nuevos edificios y equipamientos y, por otro, tiene dificultades para sacar nuevos proyectos adelante por los problemas que ponen los bancos para dar créditos.

En este sentido, en el documento se advierte que "en plena etapa de expansión", donde se está llevando a cabo una fuerte actividad de creación de infraestructuras para el establecimiento de empresas, "el Consorcio se ha encontrado con una crisis en el sector de la construcción y, a su vez, una crisis financiera que han supuesto un revés a la expectativas existentes para el ejercicio 2008".

Así, grandes proyectos que se encuentran en su fase de desarrollo, como los polígonos de Los Pastores, San José del Valle y naves en el recinto interior se encontraron "con serias dificultades para ser financiados debido a la incertidumbre mostrada por las diferentes entidades bancarias".

Y es que tanta exigencia y el endurecimiento de las condiciones ha obligado al Consorcio a la contratación de coberturas de tipos de interés para mitigar la subida del Euribor. Sin embargo, su descenso a partir del mes de octubre han provocado un pasivo de 0,8 millones de euros en la valoración de estos contratos.

Pero estos no han sido los únicos motivos para generar este fuerte déficit en el año 2008. Por ejemplo, el Consorcio ha tenido que realizar una provisión de más de 3,7 millones de euros para aplicar un expediente de regulación de empleo (ERE) a 14 trabajadores "para adaptar la plantilla a las necesidades reales de la empresa".

Así, con esta provisión laboral, más la realizada para el Euribor y una tercera por los fondos propios negativos de la Sociedad General de las Bahías de Cádiz y Algeciras, por valor de 2,3 millones de euros, "han provocado que los resultados del ejercicio presenten unas pérdidas de 5,9 millones de euros, según lo que aparece en el informe de gestión del ejercicio de 2008.

No obstante, desde la Zona Franca se trata de poner buena cara al mal tiempo, porque asegura que a pesar de todas estas dificultades, el resultado de explotación ha arrojado un saldo positivo de 1,9 millones de euros.

Todas estas circunstancias han obligado al Consorcio a poner en marcha una serie de medidas para encontrar nuevas fuentes de financiación que pudieran mitigar los efectos negativos del ejercicio. Para ello se ha tratado de potenciar la venta de inmuebles arrendados, a pesar de encontrarse en un periodo complicado de crisis. La otra de las medidas ha sido la de obtención de ayudas públicas. Por ello, tras haber realizado gestiones con la Dirección General de Fondos Comunitario del Ministerio de Economía y Hacienda, ha conseguido ser asignado como organismo intermedio en el Programa Operativo de Andalucía 2007-2013. Gracias a ello ha conseguido 15 millones de euros en subvenciones para desarrollar actuaciones como diversas instalaciones en el recinto interior, dotación frigorífica y edificios en Arcos y Algeciras.

Uno de los últimos factores que ha considerado como determinante el Consorcio ha sido la adaptación al nuevo plan contable.

Si se miran las cuentas se puede ver que el resultado financiero se esperaba tenerlo en algo más de dos millones de euros negativos, mientras que se ha ido casi a los ocho millones.

Todo ello ha ido influyendo de manera que mientras que se esperaba cerrar el ejercicio con 1,7 millones en números negros, el déficit se ha ido hasta los 5,9 millones de euros finales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios