Cádiz

Sentencia a favor de los niños que escolarizó un juez en San Felipe Neri

  • El juzgado ordena la escolarización de los diez pequeños que se matricularon cautalermente en 2008 · La Junta tiene ahora quince días para recurrir el fallo

Casi dos años y medio después, la Justicia ha dado la razón a un grupo de padres que demandó una cuarta línea para Infantil en el colegio San Felipe Neri. El juzgado de lo contencioso-administrativo número 2 de la capital ha dictado sentencia del proceso abierto tras la denuncia de los padres de una decena de niños en 2008 contra la Junta de Andalucía, tras denegar ésta la admisión de sus hijos en el colegio de extramuros. Y en la misma se estima el recurso, dejando sin efecto la negativa de la administración autonómica y ordenando que los diez niños sean escolarizados "en el curso y nivel que corresponda a su edad y evolución educativa".

En el desarrollo de la sentencia, el juzgado refiere la demanda de los padres de una "educación religiosa para sus hijos de acuerdo con sus convicciones morales" y se apoya en decisiones anteriores del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, que hace referencia al "perjuicio psicológico que pudiera irrogarse al niño con los sucesivos cambios de entorno educativo, emotivo y de amistades" frente a la inexistencia de "dato objetivo que determine el perjuicio del interés general por la mayor escolarización de menores en el centro".

"Resulta sumamente lamentable la realidad cotidiana de la gran proliferación de litigios provocados por el desfase existente entre el número de plazas escolares disponibles y el de candidatos a ocuparlas. Y esto en una nación que tiene en las ínfimas tasas de natalidad desde hace años, uno de sus problemas endémicos más preocupantes de nuestro país. Ésta y no otra es la razón de ser de este proceso, que nos enseña la penosa realidad de unos niños a los que, pese al decir solemne de la Constitución, se les niega el derecho a iniciar sus estudios en el colegio que sus padres eligen, por falta de plazas bastantes, y en el que sí han sido admitidos los propios hermanos. Ello nos obliga a estimar el recurso y, por lo mismo, a estimar en lo esencial las demandas". Este contundente posicionamiento es el que adopta el TSJA y en el que se apoya el juzgado gaditano en el caso de San Felipe Neri.

Recuerda también la sentencia que el centro educativo solicitó el concierto de una unidad más de Educación Infantil, remarcando que tiene cuatro autorizadas pero sólo tres en funcionamiento. Y afirma que la ratio "no es una regla inamovible, sino que la propia administración la considera flexible y adaptable según las necesidades y circunstancias".

Una vez publicado el fallo de este tribunal, con fecha 4 de febrero de este año, la Junta de Andalucía dispone ahora de un plazo de quince días para interponer recurso de apelación.

Los padres demandantes mostraban ayer su satisfacción por la sentencia favorable dictada por el juzgado de lo contencioso-administrativo número 2 de Cádiz, asegurando Vicente Ortega -padre que ejerce de portavoz del colectivo- que "después de tanto tiempo estamos más tranquilos". "Estamos bastante contentos y satisfechos, como es de imaginar", resaltaba Ortega, quien no obstante hacía una llamada a la moderación ante la posibilidad de que la Consejería de Educación interponga un recurso, "aunque la sentencia es bastante aclaratoria en el dictamen".

Para los padres demandantes, el fallo del tribunal supone que sus hijos son ahora "digamos que alumnos de pleno derecho, que de hecho ya lo eran antes, pero con todas las garantías". "Estábamos bastante esperanzados, pero hasta que la Justicia no se pronuncia nunca se sabe. Nosotros creíamos que teníamos toda la razón del mundo. Y al final ha sido así porque nos lo reconoce la Justicia", remarca Vicente Ortega.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios