Cádiz

La Marea Blanca insiste en que es "un movimiento ciudadano" y no político

  • Ha organizado una manifestación para el próximo domingo 19 de febrero a las doce y llama a todos los ciudadanos de la provincia a movilizarse en defensa de la sanidad pública

Los portavoces de la Marea Blanca Gaditana al inicio de la rueda de prensa de ayer. Los portavoces de la Marea Blanca Gaditana al inicio de la rueda de prensa de ayer.

Los portavoces de la Marea Blanca Gaditana al inicio de la rueda de prensa de ayer. / JOAQUÍN HERNÁNDEZ KIKI

La recién creada Marea Blanca de Cádiz anunció ayer públicamente la manifestación que ha convocado para el domingo 19 de febrero. Fue en una rueda de prensa celebrada en la Asociación de la Prensa de Cádiz, en la que participaron como portavoces Antonio Vergara, Lola Martínez y Lola Callealta.

Vergara destacó que la pretensión de esta Marea es defender la sanidad pública y que "no es un movimiento político, sino social; un movimiento ciudadano", insistiendo en que no hay ninguna organización manipulando la plataforma. "Las decisiones las tomamos los ciudadanos que asistimos a las asambleas, no las organizaciones", aseguró, respondiendo así al delegado de la Junta en Cádiz, Fernando López Gil, quien señaló la participación de muchos miembros de la Marea Blanca de Cádiz en organizaciones políticas.

El consejero afirma que lo que pide esta Marea es "perfectamente asumible"

Sobre la manifestación, anunció que será el día 19 a partir de las doce del mediodía. Comenzará en el Hospital Puerta del Mar para acabar en la plaza de España, ante la Delegación del Gobierno de la Junta de Andalucía. Antonio Vergara animó a todos los ciudadanos de la provincia a que se sumen "para luchar por su sistema sanitario y parar el deterioro que está sufriendo". Expresó su deseo de que esta manifestación "no sea el final, sino el despegue de la movilización", ya que después pretenden poner en marcha grupos de trabajo.

En la rueda de prensa, los portavoces de la Marea Blanca presentaron también el manifiesto que han elaborado y consensuado en sus asambleas.

Este manifiesto hace referencia al "deterioro progresivo del Sistema Sanitario Público Andaluz", que es "un clamor tanto entre la ciudadanía como entre los profesionales del sistema". Una prueba de ello es que "en las últimas encuestas públicas, el funcionamiento de la sanidad pública esté por delante de la corrupción entre las preocupaciones de los andaluces".

Habla también del deterioro de la calidad del servicio público de salud como consecuencia de la disminución de los presupuestos sanitarios, el recorte de las plantillas, la amortización de las jubilaciones, incapacidades y bajas laborales, entre otras cosas. Una situación que está provocando que las familias que disponen de recursos económicos contraten seguros privados que "en ningún caso, les garantiza las prestaciones ni las mismas condiciones de acceso a los servicios sanitarios de los que disfrutan en el ámbito del sistema sanitario público". Pero las personas con menores recursos económicos no tienen acceso y "quedan marginadas, generándose unas desigualdades inaceptables".

El texto critica que las autoridades sanitarias andaluzas no reconocen esta "dramática realidad", ya que "cuando se protesta por situaciones injusta e inequitativas, tratan de camuflar los problemas con verdades a medias que a nadie convencen".

Antonio Vergara hizo hincapié en la parte del manifiesto en la que se aclara que la Marea no abordará ningún conflicto laboral o profesional que afecte sólo a algún sector sanitario.

Asimismo, destacó que muchas de las reivindicaciones que hacen -entre las que se incluyen derogación de leyes- son a largo plazo, pero otras pueden abordarse de forma inmediata -las destacamos en la tabla que acompaña esta información- y son las que la Marea irá exigiendo de forma progresiva.

Ante una pregunta de los periodistas sobre el nuevo gerente de los hospitales de Cádiz y Puerto Real, Lola Martínez afirmó que es "la mano derecha del anterior, por lo que se supone que los mecanismos de actuación serán los mismos. Un cambio de persona no resuelve nada, lo que hay que cambiar son las estructuras".

Por su parte, el consejero de Salud de la Junta, Aquilino Alonso, afirmó ayer estar "convencido" de que podrá "llegar a un acuerdo" con la Marea Blanca de Cádiz, ya que "lo que pide es también un objetivo clarísimo del Gobierno andaluz", en su apuesta "no solo por una sanidad digna", sino también "universal, de calidad y equitativa para toda la población". Estas declaraciones las hizo en Córdoba, en la visita que hizo a las nuevas dependencias del Servicio de Farmacia del Hospital Reina Sofía de Córdoba, donde dijo que esta plataforma no plantea "ninguna cosa que no sea perfectamente aceptable y asumible", pues, "de hecho", las demandas se refieren a "cosas en las que ya estábamos trabajando".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios