Cádiz

La Junta tiene intención de seguir acotando las barbacoas del Trofeo

  • Medio Ambiente se reunirá con el Ayuntamiento en junio para tomar medidas

Poner coto a las barbacoas del Trofeo Carranza es una vieja aspiración de las administraciones. Cómo hacerlo sin que la medida sea antipopular es otro cantar. Durante los últimos años se ha ido limitando paulatinamente el espacio reservado para la celebración y esa es la línea que mantendrá a partir de ahora la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, que desde el pasado 1 de abril tiene transferidas las competencias en esta materia. En la mañana de ayer, Gabriel Almagro, delegado provincial de Gobernación y Justicia; y Silvia López, delegada provincial de Medio Ambiente, ofrecieron una rueda de prensa en la que, entre otros asuntos, abordaron el de las tradicionales barbacoas. "Lo que queremos es precisamente eso, que vuelva a ser una fiesta tradicional, familiar sobre todo", dijo López.

Según se acordó en la reunión de ayer de la comisión interdepartamental creada en la provincia de Cádiz con motivo del traspaso de competencias, para eventos especiales, como fiestas tradicionales, conciertos en la playa, competiciones deportivas como las carreras de caballos de Sanlúcar o las barbacoas del Carranza en Cádiz, los ayuntamientos tienen que presentar un plan específico un mes antes de la realización de dicha actividad. Con el gaditano está previsto que esa reunión tenga lugar en junio y Silvia López adelantó que "en principio no habrán grandes cambios con respecto al pasado año. Vamos a intentar que tenga la menor afección al medio posible". Para esto es posible que se intente acotar aún más el espacio. Si el pasado verano sólo se pudieron hacer barbacoas entre los módulos 1 y 4, este año se intentará que sea entre los 1 y 3.

También se anunció durante la comparecencia de los políticos socialistas que se realizarán los pertinentes análisis tras recoger muestras de agua y arena el día antes y el después de la celebración y durante las dos semanas posteriores. La Consejería de Medio Ambiente no quiere que por limitar las barbacoas a una zona más reducida, los daños al arenal gaditano se concentren y puedan incluso ser superiores a los de ediciones precedentes. Ya en los últimos años se habían prohibido las barbacoas en las playas de La Caleta, Cortadura y Santa María del Mar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios