Cádiz

Educación propone a padres de La Inmaculada el cambio de colegio

  • La AMPA celebrará una asamblea para dar solución al problema del transporte

Los padres que estén viviendo una situación especialmente problemática como consecuencia de no poder hacer uso sus hijos del servicio del transporte escolar del colegio público La Inmaculada pueden dirigirse al servicio de Planificación Educativa de la Administración educativa y solicitar un traslado de centro docente. Ésta fue la única solución que el delegado provincial de Educación, Manuel Brenes, ofreció ayer al director de La Inmaculada y a la presidenta de la AMPA durante la reunión que mantuvieron en la mañana.

Una vez más, Brenes volvió a insistir en que el transporte escolar de gratuidad sólo es interurbano o en pedanías, por lo que la Administración educativa no tiene la obligación de aplicarlo en La Inmaculada al encontrarse en suelo urbano, y de ahí que este servicio tienda a desaparecer. E igualmente, recalcó que este curso sólo podrán beneficiarse del mismo los alumnos que ya fueron usuarios el pasado año.

La presidenta de la AMPA, Concepción Lobato, salió "desanimada" y "decepcionada" de la entrevista, ya que el delegado ni siquiera aceptó que se pueda cubrir la veintena de plazas libres existentes entre los tres buses que de lunes a viernes realizan la ruta hasta esta escuela ubicada en Cortadura. "El problema se sigue manteniendo y verdaderamente se están dando situaciones insostenibles, pues en varias familias uno de los hijos puede subir al autobús y el otro no. Eso supone un auténtico descontrol para muchos padres, y la única solución que nos aportan desde Educación es cambiar de centro a nuestros hijos", lamentó a este medio Lobato.

No obstante, esta representante de los progenitores considera que debe haber otras alternativas, y con el fin de encontrarlas y consensuarlas tiene intención de celebrar una asamblea extraordinaria el próximo jueves 9. "Queremos reunir a los padres para transmitirles personalmente lo que se nos ha dicho en la Delegación y con el fin también de buscar soluciones". Una de ellas, según Lobato, puede ser la contratación de un servicio privado de transporte escolar, tal y como existía antes de que el Ministerio de Defensa transfiriera las competencias de La Inmaculada a la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía. Asimismo, Lobato comenta que algunos padres están pensando en recurrir a la vía judicial ahora que la administrativa ha sido agotada. E igualmente podrían retomarse las movilizaciones. Una treintena de padres ya se concentró frente a la sede de Educación el pasado viernes.

Aunque a principios de curso el delegado aseguró que el transporte gratuito de La Inmaculada desaparecería "de forma progresiva", fuentes de la Administración educativa manifestaron ayer que la situación puede cambiar radicalmente el próximo curso, ya que el servicio podría dejar de existir para todo el alumnado del centro. Esta decisión, insisten desde la Delegación, aún no está tomada, pero no se descarta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios