Cádiz

Detenidos dos hermanos como presuntos autores de varios alunizajes

  • Se les acusa de robar por este método en varios comercios En su casa se encontró un ciclomotor y algunos de los objetos robados

La Policía Nacional ha detenido a dos hermanos -de 43 y 30 años- y residentes en Cádiz como presuntos responsables de dos robos con fuerza perpetrados por el método del alunizaje. En el registro efectuado en el domicilio de los detenidos se localizó un ciclomotor sustraído y varios efectos de otros robos. Los detenidos han ingresado en prisión.

Los hechos se remontan al pasado 1 de noviembre, cuando la propietaria de un negocio situado en la calle García Carrera denunciaba el robo con fuerza perpetrado en su establecimiento durante el mediodía. El robo fue ejecutado por dos individuos a bordo de un ciclomotor que fracturaron la puerta de entrada para sustraer de su interior el cajón de la caja registradora y diversos artículos.

En la tarde del mismo día se perpetró otro robo con fuerza empleando el mismo modus operandi contra un negocio de peluquería. Allí se apoderaron de la caja registradora que contenía 250 euros y un ordenador portátil informaron testigos. Horas más tarde una patrulla policial recuperó en Guillén Moreno un ciclomotor que presentaba daños y signos evidentes de haber sido utilizado para un alunizaje.

Los investigadores del Grupo II de Delincuencia Urbana, perteneciente a la Brigada Provincial de la Policía Judicial, se hicieron cargo de la investigación para esclarecer los hechos y así identificar, localizar y detener a los presuntos autores. Tras disponer de indicios más que suficientes y del testimonio de varios testigos se determinó la presunta participación de los hermanos M.F.G. y E.F.G, de 43 y 30 años, ambos residentes en Guillén Moreno, los cuales cuentan con un amplio historial delictivo, con 23 y 88 detenciones anteriores. Una vez descubierta la identidad de los presuntos responsables de los robos con fuerza se estableció un dispositivo para localizarlos y detenerlos, así como para recuperar los objetos sustraídos.

Uno de los investigados, M.G.F. fue detenido el pasado martes 3 de noviembre por la tarde, cuando fue localizado en las inmediaciones de la calle Cooperativa. Los agentes trasladaron al detenido hasta la Comisaría Provincial, donde ingresó en los calabozos a la espera de realizar diversas diligencias antes de su puesta a disposición judicial.

Los investigadores de la Policía Nacional solicitaron los correspondientes mandamientos de entrada y registro en el domicilio del detenido con el fin de localizar los efectos de los robos perpetrados, así como las herramientas utilizadas para su comisión. En el interior de la vivienda se encontraba el otro hermano investigado, E. F. G., por lo que se procedió a su detención por su presunta participación en los robos investigados. En el dormitorio de uno de ellos se encontró un ciclomotor sin matrícula, y en el del otro hermano, dos móviles, dos tablets y en el salón la ropa que presumiblemente llevaban el día que cometieron los robos.

Por otra parte, en la madrugada del pasado 5 de noviembre un ciudadano realizó una llamada al 091 para informar que varias personas estaban intentando acceder a un comercio en la Plaza Mina. Hasta el lugar se desplazó una patrulla. Los agentes comprobaron como el cristal de la puerta de acceso estaba fracturada y también escucharon ruidos que procedían del interior del local. Los policías, al realizar un registro del negocio, encontraron en el interior a dos individuos agazapados. En el cacheo realizado se le intervino a uno de ellos un cincel. Ante tales evidencias los dos hombres, de 32 y 30 años de edad, ambos naturales de Cádiz, fueron detenidos como presuntos autores de un robo con fuerza en grado de tentativa y trasladados hasta la Comisaría Provincial donde ingresaron en los calabozos mientras se realizaban las correspondientes diligencias antes de su puesta a disposición de la autoridad judicial.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios