Cádiz

La exdirectora de Cáritas Diocesana seguirá como adjunta a Vicente Pablo Ortells

  • La entidad diocesana ya ha aprobado su presupuesto para el año en curso

  • Ortells mantiene como adjuntos a José Antonio González, Nicolás Barroso y Ana Calderón

Representantes de Cáritas Diocesano, en el primer consejo celebrado en 2020 Representantes de Cáritas Diocesano, en el primer consejo celebrado en 2020

Representantes de Cáritas Diocesano, en el primer consejo celebrado en 2020

El nombramiento hace unas semanas de un nuevo director diocesano de Cáritas, Vicente Pablo Ortells, ha traído consigo una leve modificación de los puestos de confianza más próximos a esta figura. De hecho, la que hasta ahora fuera directora diocesana, María del Mar Manuz, se convertirá en adjunta a Ortells, según ha informado el Obispado.

Junto a María del Mar Manuz, seguirán también como adjuntos a la dirección Ana Calderón, Nicolás Barroso y José Antonio González –que ya lo eran en la anterior etapa de Cáritas–. Y por contra, cesan en su labor de adjuntos Rosario Rojas y Luis Do Campo. Esta figura del adjunto a la dirección viene recogida en los nuevos estatutos, pudiendo Ortells encomendar funciones específicas a cada uno de ellos.

El nombramiento de Manuz ha tenido lugar en el transcurso de la primera reunión del año que ha celebrado el consejo diocesano de Cáritas, siguiendo el mandato de los nuevos estatutos que recientemente se ha dado esta institución. Con la incorporación de la exdirectora general se logra, entre otras cosas, una continuidad en la gestión que en estos últimos años ha tenido Cáritas, marcada entre otras cuestiones por hacer frente a una dura crisis que ya ha sido superada (en términos económicos a nivel interno de la institución, que tuvo que hacer frente a duros recortes que incluyeron algunos despidos).

Precisamente, el apartado económico fue una de las cuestiones que se abordó en este primer consejo del año, aprobando el presupuesto del presente 2020. Además, se analizó la puesta en marcha de la programación que Cáritas desarrollará en la diócesis durante estos próximos meses.

Este consejo diocesano, que se ha celebrado en la parroquia del Socorro de Benalup, estuvo presidido por el obispo diocesano, Rafael Zornoza, que con su presencia quiso apoyar el inicio de la nueva andadura de la entidad con Vicente Pablo Ortells al frente. Además, acudieron el delegado episcopal, Alfonso Gutiérrez (que a su vez es párroco de San José), y el secretario general de Cáritas, José María Espinar.

Además de estos máximos responsables de Cáritas en la diócesis, forman parte del consejo una serie de miembros electos (entre los que se incluyen sacerdotes y laicos), miembros natos adjuntos a la dirección y los representantes de aquellas entidades eclesiales que están asociadas a Cáritas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios