Cádiz

La Autoridad Portuaria derribará el edificio de Pleamar con carácter urgente

  • El Consorcio de Bomberos le ha remitido un informe en el que se dice que existe "un riesgo inminente" de derrumbe debido al debilitamiento de la estructura y a la presión externa

La Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz inició ayer mismo y con carácter urgente el expediente de derribo del edificio de Pleamar Frost, ubicado en el muelle Marqués de Comillas y que se encuentra afectado por un incendio desde el pasado martes mientras se realizaban las labores de desmantelamiento.

Los técnicos del Consorcio de Bomberos de la Provincia de Cádiz evaluaron en la mañana de ayer el estado de la estructura del edificio y determinaron que existía "un riesgo inminente" de derrumbe debido al debilitamiento de la estructura y a la presión térmica.

Los bomberos ven indicios probables de que el deterioro de la estructura portante "pueda derivar en colapso". El Consorcio de este modo emitió a la Autoridad Portuaria un informe de derribo para que éste se lleve a cabo en el menor espacio de tiempo.

Así, en un comunicado el Consorcio asegura que durante la mañana y el mediodía se observaron pilares desplazados en 50 centímetros, járcenas rotas a cortadura (elementos horizontales quebrados por la mitad), derrumbes parciales del forjado y grietas en la fachada.

Los bomberos permanecieron ayer en el exterior del edificio y se estableció un balizamiento en un perímetro de 50 metros. Así, un retén del parque de Cádiz va a permanecer en la zona durante todo el fin de semana para completar las labores de extinción desde fuera con vehículos autoescala.

Hasta ayer por la mañana todavía había algunos focos de fuego abiertos en la cuarta planta del edificio, por lo que había que estar constantemente procediendo a una bajada de la temperatura del edificio.

El incendio se produjo cuando una chispa del rotaflex que se utilizaba en las labores de desmantelamiento de esta antigua cámara frigorífica originaba el segundo fuego en la estructura en el plazo de un mes.

Pleamar Frost pasó a engrosar en 2011 la lista de empresas de Cádiz que entró en concurso de acreedores tras unos problemas económicos que devinieron pronto en el cese de toda su actividad. Tanto es así que la empresa Pleamar Frost presentó en abril de 2011 un expediente de regulación de empleo (ERE) extintivo para sus 42 trabajadores.

Esto coincidió con la caducidad de la concesión que esta empresa mantenía con la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz (APBC).

El final de esta relación administrativa imponía a Pleamar Frost la obligación de desmantelar por completo todas las instalaciones para que la APBC pudiera proceder, de inmediato, a su derribo.

Durante los trabajos de desmantelamiento, que corren a cargo de la firma isleña Recuperaciones de Metales Doble R, ha sido cuando se han producido los dos incendios en poco más de 30 días.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios