Servicios municipales

Autonomía Obrera pide la anulación del pliego de atención al público de las sedes de Cultura

  • El sindicato considera que existen "muchísimas irregularidades" en el documento de prescripciones técnicas que guía esta licitación

El patio del ECCO preparado para las proyecciones. El patio del ECCO preparado para las proyecciones.

El patio del ECCO preparado para las proyecciones. / D. C.

El sindicato Autonomía Obrera ha presentado un recurso administrativo para solicitar la anulación del pliego de prescripciones técnicas del servicio de atención al público de los diferentes espacios municipales adscritos a la Delegación de Cultura del Ayuntamiento de Cádiz. El motivo de esta demanda, según señala la organización sindical, es que en este documento "abundan muchísimas irregularidades" que afectan a los trabajadores acogidos a esta licitación, por lo que en él se hace "una apuesta por la precariedad, la privatización y la inseguridad laboral". 

AO ha señalado que en el citado pliego se produce "la coincidencia de funciones y horarios", lo que "puede conllevar o bien al cese de funcionarios públicos o a claras cesiones ilegales de trabajadores y trabajadoras, como ha pasado en los servicios de auxiliares de turismo". Ante esto, ha denunciado que "se pone en peligro la estabilidad laboral de los trabajadores y las trabajadoras afectados de ambos colectivos", un aspecto que el sindicato ha calificado como "una barbaridad partiendo de un Ayuntamiento que dice ser de izquierdas". Las críticas han ido a más al indicar que los concejales de Adelante Cádiz "a la hora de la verdad o bien reflejan su incapacidad de hacer una gestión conforme al ideario por el cual se presentaron a las elecciones o bien utilizan la demagogia para dar paso al continuismo de la gestión anterior". 

Las quejas se centraron en la actual concejala de Fiestas y Cultura, Lola Cazalilla, al afirmar el sindicato que no entiende "que haya permitido la licitación con estas irregularidades cuando nuestros delegados hace unos meses ya advirtieron en persona los problemas que podría conllevar", ante lo que ha sentenciado que "parece que el pasotismo con los servicios públicos se hace perpetuo en Cultura". 

Según Autonomía Obrera, el pliego "debería de haber diferenciado claramente las funciones de las azafatas y azafatos para la atención de las distintas exposiciones con respecto al personal de conserjería, además de diferenciar claramente los horarios de apertura de los centros con los de apertura a las exposiciones y la atención turística. 

Otro aspecto que se resalta como una irregularidad es que el pliego de condiciones lo lanza la Delegación Municipal de Cultura en vez de la Fundación Municipal de Cultura "sin que entendamos que se haya procedido al cambio de dotación presupuestaria", además de que "los espacios a los que se refiere la licitación no resultan ser competencia directa del Ayuntamiento, sino de la Fundación de Cultura. Por ello, es materialmente imposible que sea válido el objeto de la licitación, cuando de manera expresa y pública es el propio licitador quien reconoce que la gestión corresponde a otro órgano, en este caso, la Fundación de Cultura". 

Autonomía Obrera también ha mostrado su disconformidad sobre la justificación que se realiza en el pliego de la "falta de medios personales" para cubrir los puestos de trabajo debido a que "el Ayuntamiento tiene en su plantilla personal con la categoría de conserjes, subalternos y auxiliares de servicios generales, a los cuales el pliego enumera sus mismas funciones a realizar". De hecho, ha recalcado que "existe una bolsa de trabajo con la categoría de conserjes", por lo que denuncia que el Ayuntamiento "está apostando descaradamente por una privatización" al considerar que "no se observa diferencia en el objeto del pliego (la atención al público) y las funciones que deberán realizar las trabajadoras con las funciones de los conserjes". A esto suma que "ni siquiera el horario es turístico ni coincidente con la atención al público, sino coincidente con el horario de oficina previsto en los centros". 

Asimismo, otro asunto de relevancia para el sindicato es que "el convenio colectivo de aplicación no guarda relación alguna ni con el objeto del contrato ni con la actividad de los centros cuyas necesidades se pretenden atender ya que regula las condiciones de trabajo entre las empresas y las personas trabajadoras de los centros de trabajo de titularidad privada y de los servicios de atención a personas con discapacidad". Ante esto, AO ha mantenido que "los centros de trabajo resultan de titularidad pública y no privada", por lo que "no puede encuadrarse ningún centro en ninguna de las 20 tipologías que especifica el convenio". 

Por todo ello, el sindicato ha pedido que "se redacte un nuevo pliego de atención turística para las salas de exposiciones con el que las trabajadoras del servicio puedan tener estabilidad y garantías jurídicas, pero sin pisar las funciones de los trabajadores públicos que han pasado oposiciones para cubrir los actuales puestos". Junto a esto, también ha insistido que "no vamos a permitir ningún cese de ningún trabajador público, con pliego o sin él". 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios