Cádiz

Asodemer pide que se controle la venta de pescado en el Muelle

  • Los detallistas denuncian el acceso de vendedores ambulantes a la lonja y exigen medidas a la Autoridad Portuaria

Los detallistas del Mercado quieren que se ponga freno de una vez a la venta incontrolada de pescado y marisco en el interior del Muelle. Según ha denunciado Asodemer, en la lonja de Cádiz se viene vendiendo habitualmente estos productos a todo tipo de clientes que se acercan a comprar. Sin más filtros. Sin limitaciones. Sin acreditaciones. Y esa constante quiere ser ya erradicada por los titulares de los puestos de los mercados Central y Virgen del Rosario.

Llegan a asegurar los detallistas -en declaraciones ayer a este periódico- que se está vendiendo pescado y marisco a ambulantes, "y la Autoridad Portuaria no toma medidas". En este sentido, se recuerda desde Asodemer que hace unos años, los detallistas tuvieron que entregar una fianza para recibir una acreditación con la que podían acceder a la lonja del recinto portuario. No obstante, denuncian que hoy en día ese acceso no tiene límites. "Hoy mismo se han contabilizado 65 vendedores ambulantes en el Muelle", afirmaban ayer desde Asodemer.

Frente a esta práctica habitual en el Muelle, se expone que la lonja de El Puerto de Santa María, por ejemplo, sí obliga a ir con acreditación para poder acceder, "siendo curiosamente la misma Autoridad Portuaria que en Cádiz", por lo que reclaman mayor celo en el caso del muelle gaditano.

Los detallistas afectados exponían ayer que llevan "cinco o seis años" reivindicando medidas de control a la hora de acceder a la lonja y adquirir el pescado y el marisco que llega al Puerto gaditano, habiendo mantenido el último encuentro con el máximo responsable de la Autoridad Portuaria, José Luis Blanco, "hace unos tres meses".

Debido a esta insistencia en esta práctica perjudicial para la competencia de estos detallistas de mercados, no se descartan llevar a cabo movilizaciones en los próximos días para mostrar el rechazo a este acceso indiscriminado a la lonja del Muelle. "Estamos ya sobrepasados con esto. No solemos protestar nunca por nada, pero la situación es ya excesiva", indicaba ayer a este periódico un portavoz de los detallistas afectados.

Entre otros aspectos, denuncian estos pescaderos que los vendedores ambulantes que a diario se acercan al Muelle se les vende la mercancía "sin facturar". "Por lo tanto, ni tienen que pagar IVA y consiguen así unos márgenes mejores", seguían afirmando los afectados, que a estas circunstancias le suman las derivadas por el precio de alquiler de sus puestos, junto al resto de impuestos que abonan periódicamente. "Así es imposible competir, y cada vez nos afecta más", concluían, reclamando la intervención de la Autoridad Portuaria para controlar el acceso a la lonja.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios