Cádiz

Adiós con más luces que sombras

  • Representantes de colectivos de la ciudad destacan de la gestión de Teófila Martínez actuaciones como el soterramiento, aunque también critican fallos en el ámbito social

La ex alcaldesa de Cádiz, Teófila Martínez, recibe el cariño de Antonio Sanz tras anunciar que no concurrirá en las próximas elecciones municipales. La ex alcaldesa de Cádiz, Teófila Martínez, recibe el cariño de Antonio Sanz tras anunciar que no concurrirá en las próximas elecciones municipales.

La ex alcaldesa de Cádiz, Teófila Martínez, recibe el cariño de Antonio Sanz tras anunciar que no concurrirá en las próximas elecciones municipales. / lourdes de vicente

Comentarios 14

El anuncio que realizó el pasado sábado Teófila Martínez de renunciar a liderar una nueva candidatura a la Alcaldía de Cádiz del Partido Popular ha supuesto un terremoto político en la ciudad. El adiós a una era marcada por sus dos décadas al frente de San Juan de Dios era esperado. Aun así, la sacudida a la vida municipal ha sido importante y no se parará hasta que no se conozca el nombre del alcaldable para 2019. 20 años de gobierno y tres de oposición que para los diferentes colectivos sociales consultados por este medio han servido para darle un cambio a la capital gaditana, aunque también han existido sombras en sus mandatos.

"La ciudad que ella recibe no tiene nada que ver con la ciudad que nos deja", resume el presidente de Horeca, Antonio de María, sobre la gestión de Martínez al frente del Ayuntamiento. Para De María, la lista de cosas positivas que se han hecho en la ciudad "sería muy larga de enumerar" si se incluyeran todas las actuaciones que realizó durante sus años en el Gobierno local, destacando intervenciones como el soterramiento, el aprovechamiento de los terrenos ociosos de Astilleros o la puesta en valor de edificios como la antigua Cárcel Vieja, el antiguo Gobierno Militar o el castillo de Santa Catalina.

En líneas generales, consideran que ha habido un cambio en la ciudad en sus mandatos

Respecto al trato como representante de la patronal, indica que había "respeto y rigor". De hecho, sobre el sector al que defiende reconoce que se vio perjudicada "la noche gaditana". "Prácticamente ella la ahogó porque empezó a aplicar a rajatabla los horarios de la Junta", explica, aunque añade que "el resto de iniciativas -para los hosteleros- fueron buenas".

El portavoz de la APDHA, Rafael Lara, destaca que existen dos etapas diferenciadas en cuanto a los gobiernos dirigidos por Martínez. "En los primeros años de mandato tuve la ocasión de reunirme en varias veces. Era accesible para reunirnos. Incluso, participó en algunos actos que desarrollábamos los colectivos sociales. Eso se fue torciendo poco a poco y en el último decenio tuvo cerrazón con la sociedad civil", resalta Lara.

En el apartado social, reconoce que "es evidente que el soterramiento fue un avance muy importante, ya que se derribó una barrera entre una zona pobre y otra de ricos", aunque también apunta que "todavía queda mucho" por hacer. En lo negativo, considera Lara que "la atención social dejó mucho que desear. Se hizo una política quizás de grandes obras y de mucho escaparate. En cambio, la situación social quedó muy desatendida".

El portavoz de la Federación de AAVV 5 de Abril, Paco Gómez, comenta sobre Martínez que "yo creo que su legado se va a quedar. Sería un poco cuadriculado decir que en 20 años no ha hecho nada", por lo que "no creo que vaya a pasar desapercibida su gestión".

Aun así, Gómez remarca asuntos negativos como la pérdida de población o los problemas relacionados con la vivienda. Por ello, haciendo uso del eslogan 'Cádiz, la ciudad que sonríe', el representante vecinal asegura que "la ciudad creo que está triste y no creo que sonría". No todo ha sido malo, ya que sí constata avances como el soterramiento o la apuesta por el turismo, aunque añade que hay asuntos en los que "la ciudad va cambiando por inercia" al apuntar que muchos de los cambios "venían del Gobierno anterior".

En cuanto a las relaciones, indica sobre su experiencia con la AVV Cádiz Centro que "con algunos colectivos han sido más fluidas que con otros. Con nosotros han sido un poco menos fluidas".

El presidente de Cádiz Centro Comercial Abierto, Manuel Queiruga, considera de su trabajo por la ciudad que "lo más positivo ha sido que le dio un vuelco al centro de la ciudad, ya que había barrios inmersos en la droga, la infravivienda y en los que la calidad de vida de los vecinos dejaba mucho que desear". A esto une que "muchísimos lugares de la ciudad se pusieron en valor", lo que sirvió como "atractivo para el turismo", o el avance que se produjo en la peatonalización o la reforma del Mercado Central.

Respecto al comercio, analiza que "en su mayoría ha habido mucho acierto". "Siempre ha estado muy cercana. Si no era ella, siempre estaba el concejal de turno. El último fue Bruno García. Dentro de las limitaciones, siempre procuraba acercarse al máximo a nuestras necesidades".

Por su parte, el presidente de la Asociación de Autores del Carnaval, Miguel Villanueva, considera que "no se ha hecho justicia a su gestión en el antiguo Patronato" del Carnaval, ya que "se diga lo que se diga, los concejales no votaban y las decisiones eran de todos los colectivos".

Villanueva opina que "el principal error desde el punto de vista del Carnaval ha sido no haber sabido defender su gestión en su momento". Con todo, a nivel general cree que su actuación "ha sido positiva, aunque con errores y mejorable". "Deja un legado en la ciudad que pocos alcaldes han dejado", sentencia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios