BIAU 2012

La 'cream' de la arquitectura confluye en la Bienal de Cádiz

  • Prestigiosos expertos acudirán a los debates, conferencias y reconocimentos

Cádiz se convierte desde mañana en la sede de la Bienal Iberoamericana de Arquitectura y Urbanismo (BIAU). La cream de la arquitectura de uno y el otro lado del Atlántico confluirá en la ciudad. Para recorrerla, deleitarla, conocerla y, desde ella, desde los históricos rincones habilitados para el encuentro -Teatro Falla, Oratorio de San Felipe Neri, Baluarte de la Candelaria, Casa Pinillos, sede del Colegio de Arquitectos y el ECCO- reflexionar de todo cuanto acontece en el sector.

Numerosos expertos españoles y latinoamericanos, a los que se suman nada menos que cerca de 700 arquitectos y profesionales inscritos en el encuentro internacional, participarán estos días en un encuentro que ha superado todas las expectativas. "Esperábamos unas 300 personas, pero se han desbordado las demandas", señalaba a este medio Víctor Manuel Gómez, decano del Colegio de Arquitectos de Cádiz (COAC), organizador de las actividades paralelas de este evento que impulsa el Ministerio de Fomento, con la colaboración del Ayuntamiento de Cádiz, que ha cedido sus espacios, y el Consorcio para la Conmemoración del Bicentenario.

Entre las voces más destacadas de la arquitectura contemporánea que confluirán en la BIAU figuran Juan Navarro Baldeweg, Juan Miguel Hernández León, Carlos Jiménez, Joâo Alvaro Rocha, Carme Pinós o César Naselli, entre otros muchos expertos de renombre. A ellos se suma Álvaro Siza, que protagonizará la ponencia inaugural por vídeoconferencia, grabada a última hora desde Oporto para el evento, dada la imposibilidad del prestigioso arquitecto de venir a Cádiz.

De forma paralela el COAC ha puesto en macha un original programa que, desde el maridaje de la arquitectura, gastronomía y diseño, trae a sus encuentros al conocido gastrónomo Adoni Luis Adúriz o el diseñador Javier Mariscal, para versar de la sostenibilidad, partiendo siempre de la creatividad.

Juntos darán vida a un encuentro que se celebra cada dos años en un lugar de Iberoamérica, y que no viene a España desde su primera edición, que tuvo lugar en 1998. Posteriormente ha pasado por México, Chile, Lima, Montevideo, Lisboa o Medellín, hasta desembocar en Cádiz.

Una edición, la octava, que tomará como eje vertebrador la arquitectura al servicio del ciudadano. Por su capacidad de transformar la calidad de vida en los edificios, ciudades y el territorio. "Porque los arquitectos estamos al servicio de la sociedad, estamos para algo más que para construir edificios", apunta el decano del Colegio de Arquitectos.

Y a todo esto. ¿Para qué la BIAU? Fundamentalmente, para reconocer y premiar las propuestas realizadas en la veintena de países que conforman Iberoamérica, incluyendo Portugal y España en las categorías de obras de edificación, urbanización y renovación urbana; publicaciones y trabajos de investigación. Además, reconoce la trayectoria profesional de arquitectos, que en esta ocasión recae en César Naselli y Juan Navarro Baldeweg. En esta edición también se ha convocado premios a proyectos de estudiantes de arquitectura y a vídeos que muestren la mirada de los ciudadanos sobre las ciudades que habitan.

De forma paralela, se realizan una serie de actividades académicas con objeto de convertirse en un espacio de intercambio de experiencias entre los profesionales de la arquitectura y el urbanismo de los países de Iberoamérica. Y todo esto en Cádiz, bajo el lema Estando la mar de por medio que, más que separar, une, enriquece y tiende puentes. Como el que desde mañana atravesará la VIII Bienal Iberoamericana de Arquitectura y Urbanismo.

Etiquetas

03153017

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios