2012 Elecciones Andaluzas

Griñán busca, rodeado de jubilados, el voto joven con un plan de empleo y becas

  • El candidato socialista promete una ley de la juventud en una intensa jornada en Córdoba entre mayores y parados

No ha pasado una eternidad, sino cuatro años. Pero cualquiera diría que nos encontramos en un país y un siglo diferente. Si en la visita de la campaña socialista a Córdoba en 2008 el principal asunto del día fue la Capitalidad Cultural Europea de 2016, con Manuel Chaves decantándose a favor de la candidatura local en detrimento de la malagueña -lo que terminó de hundir los resultados de su partido en la Costa del Sol-, ahora cualquier referencia a otra cosa que no sea el empleo, los recortes o los servicios sociales básicos parece una frivolidad.

En apenas tres horas, Griñán, el nuevo candidato para estos nuevos y duros tiempos a los que se enfrenta PSOE-A , se empleó a fondo en dos barrios obreros cordobeses en la defensa de las políticas del Estado de bienestar que a su juicio abandera la Junta, en arremeter contra la reforma laboral del Gobierno y en prometer una ley de juventud encaminada a combatir el paro juvenil y mejorar la formación de los jóvenes desempleados con nuevas becas tanto para continuar sus estudios como para hacer prácticas en empresas.

Griñán escogió los humildes barrios de Parque Figueroa y Las Moreras -donde el paro roza el 70%- de Córdoba para arrancar su primer día de campaña. "No podía comenzar en otro lugar", dijo en alusión a su vieja relación con la provincia, en cuyas listas socialistas ha concurrido varias veces. Fue una buena muestra de los micromítines y encuentros cara a cara con los que los socialistas pretenden darle la vuelta a las encuestas. En Parque Figueroa el candidato visitó el bloque de viviendas en el que, gracias a la cruzada burocrática de un vecino, se instaló el primero de los muchos ascensores financiados por la Junta para facilitar la accesibilidad de mayores y discapacitados. Sólo allí se pusieron 102. Griñán leyó la placa que recuerda en el elevador a Francisco Muñoz, que murió antes de ver instalado su logro. Luego recorrió el mercado del barrio, compró -no le dejaron pagar- manzanas en la frutería Yessica, charló con los jubilados en la puerta del centro de salud y protagonizó su primer micromitin en la plaza.

Allí, junto a Rosa Aguilar, recordó la "espléndida" política de colaboración que mantuvieron la Junta y el Ayuntamiento cordobés cuando era alcaldesa para la mejora del barrio, en el que ahora mismo se construye una piscina cubierta. También se agarró a los datos de la encuesta del CIS que señalan que los andaluces siguen confiando más en el PSOE como partido de gobierno que defiende sus intereses para insuflar ánimo a los suyos: "Si queremos es indudable que podemos ganar".

Acompañado también por la cabeza de lista por Córdoba, Araceli Carrillo, el recorrido por Las Moreras fue menos amable. Allí el candidato recibió las primeras críticas de algunos parroquianos por la falta de trabajo mientras visitaba una asociación de abuelos en la que se jugaba al dominó, charlaba con las representantes de una asociación de mujeres gitanas y oficiaba su segunda intervención desde un atril instalado en mitad de la sede-bar de una asociación en la que su comitiva superaba en número al público. Menos de 50 personas en total le escucharon pedir al Gobierno que intente evitar una huelga general "que nunca es una buena noticia" y presentar su plan de Juventud. Griñán prometió una ley integral que creará una Agencia pública para velar por la formación, contratación o reciclaje de los jóvenes.

Dos de los pocos menores de 40 años que allí lo atendían -la audiencia del día estuvo compuesta mayoritariamente de mayores-, albañiles de la construcción parados, conversaron luego con él sobre esas becas de 2ª oportunidad, por la que también la preguntaba la mujer de otro a desempleado. "Ésta será la primera Ley de la Juventud andaluza, una ley de jóvenes hecha por los jóvenes. Fijará sus derechos y obligaciones -como tener buenas calificaciones para disfrutar de las prestaciones-, creará becas que formarán parte de su salario para que se lo puedan ahorrar las empresas que los contraten, y facilitará el emprendimiento mediante el asesoramiento y tutorías individualizadas", proclamó el candidato ante un cartel que prohibía hablar a los "mirones" durante el dominó.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios