El resto del tintero

Susana Díaz se incorporará a mediados de mes y viajará a Cataluña

  • Teresa Rodríguez, Juan Marín, Antonio Maíllo y Juanma Moreno también participarán en mítines del 27-S. El líder andaluz de Ciudadanos es el que más actos tiene programados.

LA presidenta de la Junta, Susana Díaz, no asistirá a la sesión de control del Parlamento del próximo jueves, pero es posible que sí presida la reunión del Consejo de Gobierno del martes 15 de septiembre. En torno a esa fecha, día arriba, día abajo y sin no surgen complicaciones, Díaz se reincorporará a su despacho tras una corta baja maternal con varias preocupaciones: la primera, el presupuesto andaluz, que se debe aprobar antes de fin de año y necesita el apoyo imprescindible de Ciudadanos, que ha trazado una línea roja en torno a la bajada del tramo autonómico del IRPF; la segunda, la comisión de investigación del fraude de los cursos, que también puede arrancar en octubre y para la que se solicita su comparecencia. Esto último es un tema menor, que nace de la rivalidad entre el PP y Ciudadanos. Y el de la elaboración de las cuentas de 2016, es un asunto casi de orfebrería que tiene que diseñar la consejera de Hacienda, María Jesús Montero, porque tiene que conjugar el aumento del gasto de la recuperación de las pagas de los funcionarios con una bajada de impuestos en un contexto donde el Gobierno central no le deja utilizar todo el dinero disponible para el gasto corriente: una parte importante debe destinarse a aumentar las devoluciones a los bancos.

Porque el problema, digamos que el importante y el urgente es el de Cataluña. El 27 de septiembre es una fecha que va a tener a España mirando hacia el este desde el 11 de septiembre, día del inicio de la campaña. Todos los líderes políticos andaluces pasarán uno o varios días en Cataluña. Susana Díaz tiene previsto acudir a algún acto durante la campaña, pero no será hasta mañana cuando se haga pública su agenda, según informó ayer Juan Cornejo, secretario de Organización de los socialistas andaluces. La presidenta fue uno de los pocos dirigentes socialistas que visitó Cataluña durante el prólogo de la aventura soberanista de Artur Mas. Fue en el año 2014, intervino en un foro en un hotel de la capital catalana y se reunió con Mas en la sede de Presidencia.

Susana Díaz dio a luz a su primer hijo, José María, a finales del mes de julio, momento en el que se tomó el permiso de maternidad. De incorporarse el 15, habría estado 45 días de baja, seis semanas, poco más de la cuarentena. A partir de ese momento, su esposo la relevará en esa condición laboral. Díaz ha pasado estas semanas alejada de la gestión y no ha intervenido en ningún acto, ha estado la mayor parte del tiempo en Chipiona y ha pasado unos días en Chiclana.

Sin embargo, y a pesar de la proyección nacional de Díaz, el dirigente andaluz que pasará más tiempo en Cataluña es Juan Marín, que acaba de incorporarse a la ejecutiva nacional de su partido. El sanluqueño pasará todo el primer fin de semana de campaña en Hospitalet, Santa Coloma y Barcelona, y volverá el día 20, posiblemente a Tarragona. Hospitalet y Santa Coloma son dos poblaciones que crecieron con la emigración de los años sesenta y setenta, un terreno natural del PSC que los socialistas fueron perdiendo a medida que su alma catalanista se fue imponiendo sobre la nacional. Ciudadanos aspira a ser la segunda fuerza en Cataluña, sólo por detrás de los independentista de Junts por el Sí y bastante por delante del PSC y del PP.

Pero es que, además, Albert Rivera necesita esta campaña para su salto a la escena nacional, que tendrá lugar en Madrid la última semana de septiembre, cuando inicie la precampaña de las generales. Rivera se ha trasladado a vivir a Madrid, ya ha dejado su casa de Barcelona.

La lista de Ciudadanos en Cataluña está repleta de andaluces o hijos de andaluces emigrados. Inés Arrimadas, la candidata a la Generalitat, es de Jerez, y el secretario general a nivel nacional, Matías Alonso, de La Línea. Juan Marín ha entrado en la dirección de su partido, junto a otros dirigentes territoriales, para descatanalizar una formación de carácter nacional pero nacida en Cataluña.

Antonio Maíllo, coordinador de IU, asistirá a dos actos y el malagueño Alberto Garzón, a al menos cuatro, en apoyo de la candidatura Catalunya sí que es Pot. Podemos e IU se prueban juntos en una lista en estas elecciones, y se da por hecho que un buen resultado el 27-S llevará a probar una fórmula similar en todo el país. Esta candidatura de izquierdas compite por el segundo puesto con Ciudadanos y es que una de las peculiaridades de estos comicios es que los dos grandes partidos nacionales, PP y PSOE, quedarán en puestos secundarios a pesar de la importancia que las elecciones tienen para el conjunto del país. La formación de Podemos y de IU se ha mantenido muy ambigua sobre el proceso independetista, son partidarios del llamado derecho a decidir, pero no de la secesión, aunque su candidato a la Generalitat votó por la independencia en el fallido referéndum que Mas convocó en noviembre.

La líder andaluza de Podemos, Teresa Rodríguez, también ha confirmado su asistencia un fin de semana, pero está a la espera de que la candidatura le dé lugares y fechas. Lo mismo le ocurre al secretario de Organización de Podemos, Sergio Pascual.

El presidente del PP andaluz, Juanma Moreno, también va a estar un fin de semana en esta comunidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios