Andalucía

Un miembro de Podemos amenaza en el pleno al portavoz del PSOE de Cádiz

  • Gritó al socialista Fran González, cuyo grupo votó en contra del presupuesto municipal, que iba a necesitar escolta al salir a la calle

La crispación ha devorado la política en el Ayuntamiento de Cádiz. Y ayer rebasó una línea más en su salón de plenos durante la sesión extraordinaria para debatir las alegaciones presentadas por PP, C's, CCOO y un ciudadano al presupuesto municipal, que finalmente fue tumbado por los tres grupos de la oposición: socialistas, populares y Ciudadanos. El pleno, tumultuoso, tuvo su continuación en la comisaría de la Policía Local, donde el portavoz del grupo socialista, Fran González, denunció los insultos y amenazas que recibió tras la votación. González requirió a la Policía Local, micrófono en mano, que levantara acta tras ser amenazado por Alexis González, número 13 de la lista de Por Cádiz sí se puede en las pasadas elecciones municipales, con que iba a necesitar escolta cuando saliera a la calle.

Fue el colofón de una jornada dura tras la celebración de dos plenos, el del debate del estado de la ciudad y el de la aprobación final de los presupuestos, donde las interrupciones del público fueron una constante. Lo que pasó en el epílogo se barruntó en el primer acto, en el que hubo varias interrupciones por protestas. La sesión sobre las cuentas municipales, un ambiente enrarecido desde su inicio, contó con un público más afín al gobierno presidido por José María González. El edil del PSOE Juan Cantero recibió tal cantidad de improperios al defender la posición de su grupo, que el propio regidor tuvo que mandar callar a los asistentes.

Pero la explosión llegó con la votación de las alegaciones, que se fueron aprobando una tras otra gracias a los votos favorables de la oposición. Y la traca final con el no definitivo a los presupuestos. El centro del salón de plenos pasó a ser el escenario de una fuerte discusión entre los concejales con gritos de "sinvergüenzas" o "mafiosos" de algunos asistentes. Agentes de la Policía Local llegaron a ofrecerse al portavoz del PP, Ignacio Romaní, por si necesitaba protección.

Las reacciones se sucedieron rápidamente. El delegado de Economía, Hacienda y Deuda, David Navarro, expresó en nombre del equipo de gobierno una enérgica condena por lo sucedido. "La expresión ciudadana tiene un límite. No se puede insultar, no se puede amenazar, no se puede condicionar la libertad de ninguno de los concejales". El equipo de Gobierno convocará la próxima semana una reunión urgente para avanzar en la reforma del Reglamento Orgánico Municipal.

Después, el propio Fran González dijo a través de un comunicado que "no vamos a permitir permanentes insultos e intimidaciones en nuestro derecho de expresión en los debates plenarios y en el libre ejercicio de nuestro voto". González añadió que situaciones como la vivida ayer son fruto "del clima de crispación y polarización que este equipo de gobierno está provocando en la ciudad". La secretaria general del PSOE provincial, Irene García, denunció que "el público orquestado por Podemos se ha dedicado a insultar a los concejales socialistas".

El alcalde optó por condenarlos hechos a través de un mensaje en su cuenta de Twitter. "Mi rotundo apoyo al portavoz socialista, Fran González, ante las amenazas recibidas. El diálogo y el respeto son la única opción en democracia". La secretaria general de Podemos Andalucía, Teresa Rodríguez, también eligió Twitter para afirmar que "me parece terrible que se amenace y/o insulte al portavoz del PSOE de Cádiz. Cabe el debate democrático de propuestas, nada más". El PP local también se pronunció en Twitter sobre lo sucedido y recalcó la implicación en el suceso de miembros de Podemos.

Al ambiente bronco de ayer también colaboraron por momentos algunos concejales y el colectivo de desempleados que se reúne en la plaza de San Juan de Dios, que decidió encerrarse en el Salón de Plenos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios