Andalucía

La Fiscalía reclama 205 millones de fianza civil a la ex asesora de Empleo

  • Anticorrupción considera que Rofa no ha colaborado porque se acogió a su derecho a no declarar

La Fiscalía Anticorrupción ha presentado un recurso contra la decisión de la juez Mercedes Alaya de no imponer ninguna medida cautelar a la ex asesora de la Consejería de Empleo María José Rofa y, en contra del criterio de la instructora, ha reclamado que se fije una fianza de 205 millones de euros para hacer frente a las posibles responsabilidades civiles. La fianza que exige la Fiscalía es sensiblemente inferior a los 3,5 millones que pidió la representación de la Junta de Andalucía.

En un escrito remitido al juzgado, el Ministerio Público anunció ayer la presentación de un recurso de apelación ante la Audiencia de Sevilla, al considerar que los argumentos utilizados por la instructora para no imponer ninguna fianza a Rofa "pueden y deben ser rotundamente rechazados, por no ajustarse a la realidad".

Alaya comparó el caso de la ex asesora de Empleo con los del ex interventor general de la Junta Manuel Gómez Martínez y el ex jefe de servicio de la Dirección General de Trabajo Antonio Diz-Lois al estimar que sobre estos dos imputados no se habían solicitado medidas cautelares siguiendo el "criterio reciente" del Ministerio Fiscal. La instructora también apuntó que la posición de Rofa era muy próxima a la de Diz-Lois y además debía "valorarse positivamente" la contribución de la ex asesora para el esclarecimiento de los hechos, al haber aportado diversa documentación.

La Fiscalía Anticorrupción señala que, a la espera de los informes de seguimiento de la Guardia Civil, se desprende de forma indiciaria y provisional "una participación activa de Rofa en la tramitación de los pagos y en el conocimiento del procedimiento específico superior al resto de imputados con los que se compara por parte de la magistrada".

Para la Fiscalía, "difícilmente puede hablarse" de la contribución de la imputada al esclarecimiento de los hechos cuando Rofa "se acogió a su derecho a no declarar, negándose pues a contestar a pregunta alguna y limitándose a ratificar la declaración prestada ante la Guardia Civil, no permitiendo a esta Fiscalía profundizar en determinadas materias que son objeto de la presente instrucción".

El fiscal dice que la relevancia de la documentación aportada por Rofa "prácticamente se desconoce" pues tan sólo "una mínima parte" fue incorporada al atestado y, en cualquier caso, entiende que la colaboración o no con la Justicia "no puede devenir en una situación que proporcione con respecto al resto de imputados la posible elusión de las medidas cautelares de naturaleza real". La Fiscalía reconoce que un comportamiento "activo y sincero" de colaboración no puede alcanzar a las medidas "que supongan la no exigencia del necesario reintegro de los fondos públicos que por un hacer o no hacer han sido presuntamente malversados, sin perjuicio de que dicha responsabilidad civil se aminore por el reintegro de los perceptores finales de los mismos y de las consecuencias en fase de enjuiciamiento del comportamiento del ya acusado o procesado".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios