Entrevista a la directora de Tropiclab

Marisol Carmona: “Cada vez se cuida más la seguridad alimentaria”

  • Tropiclab es el nuevo laboratorio de la costa Tropical, que ha supuesto una inversión cercana al millón y medio de euros

Marisol Carmona en su despacho. Marisol Carmona en su despacho.

Marisol Carmona en su despacho.

Ya está en marcha, aunque no ha pleno rendimiento por requisitos administrativos. Se trata de Tropiclab, el nuevo laboratorio nacido del germen de Caisur, que ha abierto sus puertas en mitad de la Costa Tropical con el propósito de ofrecer cercanía a los productores de frutas y hortalizas, así como a envasadores y empresas que sirven productos de cuarta y quinta gama. El objetivo es el mismo para todos, cuidar y asegurar la calidad de alimentaria de los artículos que ofrecen y, para ello, disponen ya de este nuevo laboratorio; su directora nos explica los retos del proyecto.

–Tropiclab es ya una realidad ¿cómo está siendo el arranque?

–Como en cualquier inicio de actividad está siendo un poco complicado. Afortunadamente, todas las empresas de la costa han confiado en nosotros y nos siguen remitiendo todos los ensayos de análisis agroalimentarios. Sin embargo, la mayor apuesta con la que nace Tropiclab, la nueva línea de análisis de residuos de plaguicidas en frutas y hortalizas, no la hemos podido ofertar aún, pendientes de la obtención de la acreditación EN 17025 para este ensayo. Esta acreditación EN 17025 avala la competencia técnica de los laboratorios y es una exigencia de los clientes para trabajar en este sector, pero para poder obtenerla se exige que el laboratorio acredite un mínimo de un año de trabajo y por tanto nos encontramos actualmente en el último tramo para su consecución.

–¿Cree que las producciones andaluzas de los sectores en los que ustedes trabajan ofrecen suficiente garantía de seguridad a los consumidores?

–Por supuesto. Los productores cada vez son más profesionales y dan mayor importancia a la seguridad alimentaria de lo que producen y comercializan. Esto se ve por ejemplo reflejado en la evolución del número de laboratorios que, como el nuestro, han ido apareciendo en los últimos años para cubrir la cada vez mayor demanda de controles en las producciones. Están realmente concienciados para poner en el mercado productos seguros para los consumidores.

–En el ámbito agrario ¿qué servicios o análisis ofrecen?

–Podemos usar el lema “controles desde el campo hasta la mesa” para avalar la seguridad alimentaria de los productos comercializados. Así se ofrecen distintos servicios: en las explotaciones agrícolas análisis de suelos, hojas y aguas tanto microbiológicos como fisicoquímicos para planificar correctos abonados y obtener gran calidad en las frutas y verduras y avalar la seguridad alimentaria de estas producciones; en los centros de manipulado y comercialización análisis microbiológicos de las zonas de trabajo y residuos de plaguicidas en los productos que se vayan a comercializar para avalar la seguridad alimentaria de éstos y en industrias de transformación de productos controles microbiológicos y fisicoquímicos de estos productos, para garantizar su seguridad previa a la llegada al consumidor final y determinaciones de vida útil entre otros.

"Nuestra ubicación en el centro de la costa oriental andaluza nos permite ofrecer inmediatez”

–¿Qué va a significar la presencia de Tropiclab en la costa de Granada?

–Tropiclab ha venido a cubrir la necesidad de las empresas del sector agroalimentario de la costa de Granada y Málaga de tener un laboratorio cercano con el que se pueda controlar la seguridad alimentaria de sus productos de forma rápida. La cercanía a las empresas acorta los tiempos de obtención de los resultados de ensayos y, por tanto, da mayores garantías a la hora de poner en el mercado sus alimentos.

–¿Cómo decide Caisur dar el salto y embarcarse en la aventura que supone Tropiclab?

–Realmente no fue una decisión de Caisur por sí sola. Caisur llevaba años siendo consciente de que un laboratorio como Tropiclab, que pudiera ofrecer todo el servicio al sector de la costa de Granada y Málaga, era necesario, pero no tenía la entidad suficiente por sí sola para poder llevar a cabo el proyecto. Por esto cuando en el año 2016 se nos hizo partícipes del proyecto al que se estaba dando forma con el asesoramiento del Cidaf de Granada por parte de las empresas del Grupo La Caña consistente en la creación de un laboratorio para dar servicio a la costa y que esperaban poder contar con nuestra experiencia de 20 años para poder gestionarlo no dudamos en unirnos al proyecto y aportar al mismo lo que mejor sabíamos hacer y que nos había permitido permanecer en el mercado durante más de 20 años trabajando para el sector agroalimentario de la costa que es trabajar con profesionalidad, confidencialidad y cercanía al cliente.

–¿Qué ventajas ofrece este nuevo laboratorios?

–La ventaja más importante es la de ganar en inmediatez en la entrega de resultados, nuestra ubicación en el centro de la costa oriental andaluza a pocos kilómetros de la Axarquía Malagueña y del poniente Almeriense y en el centro de la propia costa granadina hacen posible esas reducciones de tiempo. También hay que destacar la gran profesionalidad y los 20 años de experiencia de parte del personal que forma Tropiclab.

"Sin la subvención de la Agencia IDEA no se habría podido materializar este proyecto”

–¿Quiénes son sus clientes?

–Nuestros clientes son cualquier empresa agroalimentaria que quiera y deba garantizar la seguridad alimentaria de los productos que pone a la venta desde una explotación agrícola, pasando por una comercializadora de hortalizas, así como empresas de procesamiento de estos productos como son envasadores y empresas que trabajan con productos transformados como son la cuarta y quinta gama. También tienen cabida todo el resto de las empresas alimentarias que, aunque en la zona son un menor número, también han de garantizar la seguridad de sus productos y las buenas prácticas de manipulado dentro de sus empresas como son empresas de catering, restauración, pastelerías y panaderías o industrias de la pesca que han de establecer rigurosos controles tanto microbiológicos como químicos a los productos que ellos comercializan.

–Se mueven entre grandes compañías ¿es complicado?

–Lo que en principio podría ser considerado una debilidad, nosotros lo vemos como un punto fuerte de Tropiclab. Nacemos como una pequeña empresa entre los grandes laboratorios que están acaparando el territorio nacional. Nuestra atención personalizada y el cuidado de nuestros clientes en un entorno por qué no decir familiar, aporta mayor confianza, fiabilidad y credibilidad a nuestro trabajo.

–La inversión en las nuevas instalaciones ha sido elevada...

–La inversión finalmente fue superior a la barajada inicialmente y ha ascendido en total a 1.400.000 euros, de los cuales 340.000 euros proceden de una subvención de la Agencia Idea con cargo a fondos Feder.

–¿Qué ha supuesto la agencia IDEA en este proyecto?

–Sin la subvención concedida probablemente Tropiclab sería aún un proyecto y no una realidad como ya es, no se habría podido materializar el proyecto.

–¿Qué les supone su ubicación en la Zona de Actividades Logísticas del Puerto?

–La mayor ventaja de esta ubicación es la cercanía a la autovía del Mediterráneo, lo que facilita a nuestros clientes el poder llegar de forma rápida y sin problemas de aparcamiento.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios