Los dominios '.jamón' o '.tortilla' podrían ser pronto una realidad

  • El organismo que gestiona las direcciones de internet pretende terminar con la exclusividad de dominios de países y de organizaciones institucionales (como '.es', '.org' o '.net') para dejar paso a cualquier tipo de término

Basadas en países o en organizaciones institucionales, durante mucho tiempo, las direcciones de internet han estado sujetas a escasos dominios como '.es', '.uk', '.net' o '.org'. Sin embargo, la corporación encargada de controlar lo que escribimos en la caja del navegador de turno pretende liberalizar los registros de dominios. El famoso '.xxx' para sitios pornográficos o el nombre de un usuario o producto podrían ir al final de futuras direcciones.

La Internet Corporation for Assigned Names and Numers (Icann) es un organismo privado aunque sin ánimo de lucro que tiene un contrato con el gobierno estadounidense para asignar y gestionar los dominios y las direcciones de internet. El próximo jueves sus miembros votarán si en adelante es posible crear cualquier tipo de dominio, desde '.cerveza' a '.paco', por citar dos ejemplos que a buen seguro serían populares en nuestro país.

Icaan ha estado estudiando este cambio durante tres años. De esta forma se terminaría con la exclusividad de dominios de los países ('.uk, '.it' o '.es') o de organizaciones institucionales ('.org', '.net'...) para dejar paso a cualquier tipo de término. Así se terminarían -o, al menos, tomarían un nuevo rumbo- situaciones como la que ha aprovechado la nación polinesia Tuvalu, que lleva años cobrando a televisiones por el uso del dominio '.tv'.

Además, el nuevo sistema permitirá el registro de dominios con caracteres chinos o árabes, algo que ha "supuesto un desafío técnico" pero "imprescindible", por otro lado, explicó el presidente Paul Twomey, en declaraciones a la BBC. En este sentido, la corporación ha realizado pruebas con hasta 15 idiomas distintos antes de plantear la votación de la reforma que se vota el próximo jueves.

Las motivaciones de la Icann para liberalizar la creación de dominios responden a las necesidades actuales de los internautas, como bien dijo Twomey: "se ha producido un incremento masivo en la geografía de la internet actual". Asimismo, consideró que la medida tendrá un impacto "diferente en distintas partes del mundo. Pero permitirá a grupos, comunidades y negocios expresar su identidad on-line".

10 millones gastados en el proyecto

Lo que la corporación no puede negar es que supondrá una inyección económica, teniendo en cuenta que el 95% de sus ingresos -más de 35 millones de euros anuales- tienen su origen en el registro de dominios, que se verían exponencialmente multiplicados con esta medida. Sin embargo, la Icann asegura que los futuros ingresos en este terreno significarían únicamente una "recuperación de costes". "Ya hemos gastado 10 millones en esto", aseguró Twomey. En todo caso, aún es pronto para saber cuánto costará registrar un dominio pero nunca bajará de los varios miles de dólares.

El sistema de registro para individuos particulares será sencillo para quienes quieran registrar su propio nombre -teniendo en cuenta que no esté repetido-, siempre y cuando acrediten "un plan de negocios y una capacidad técnica". Las compañía, por su parte, podrán asegurarse dominios basados en sus propias propiedades intelectuales, cuidando siempre los derechos de marca. Sin embargo, es fácil prever polémicas o batallas de pujas por registros ya existentes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios