España y Portugal exploran en IBERGRID las ventajas de la "supercomputación"

  • Científicos e informáticos de España y Portugal celebran una reunión para desarrollar proyectos de redes de ordenadores y "supercomputación" basados en el sistema Grid, en el que grandes equipos distantes suman su capacidad para procesar datos.

Dentro de las posibilidades que abren esas redes de colaboración, se puso como ejemplo la comunidad autónoma de Extremadura, cuya área geográfica menos favorecida puede beneficiarse de los avances de la "supercomputación".

La tecnología de computación Grid permite compartir los recursos de "superordenadores", aunque estén situados en distintas áreas y pertenezcan a organizaciones diferentes, a través de internet.

Su trabajo simultáneo permite resolver tareas de cálculo muy complejas o procesar un gran volumen de datos.

En el marco del encuentro IBERGRID'2008, que se celebra en la Universidad portuguesa de Oporto, el investigador luso Pedro Medeiros presidió un debate sobre las posibilidades de esas tecnologías para desarrollar áreas científicas en las zonas menos industrializadas, como es el caso en España de Extremadura.

En la reunión se destacó en ese sentido la aportación que supuso la creación del Centro Extremeño de Tecnologías Avanzadas (CETA), un centro de computación basado en Grid, que colabora con el Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT) español.

El CETA forma parte de la red europea de centros Grid y es centro impulsor de la red latinoamericana, donde la carencia de recursos hace particularmente atractiva la computación en colaboración a muchas instituciones e investigadores.

En la reunión de Oporto se abordan también otras cuestiones relacionadas con los sistemas Grid, como la cooperación entre redes hispano-lusas y el desarrollo de las tecnologías necesarias o su aplicación al campo de la medicina.

El ministro portugués de Ciencia, Mariano Gago, que acudió a la reunión en la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Oporto, destacó que la creación de una comunidad ibérica en el área de la supercomputación es una "prioridad" para los dos países.

La primera conferencia IBERGRID fue celebrada hace un año en la ciudad de Santiago de Compostela, en la que se acordó continuar los esfuerzos de los expertos y las instituciones de los dos países para promover el aprovechamiento y la extensión de esos sistemas.

El proyecto IBERGRID pretende ayudar al trabajo de investigación de los científicos e instituciones de España y Portugal facilitando las redes de colaboración, los sistemas de conexión y los servicios de soporte.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios