Los pasajeros del 'Assalama' se niegan a volver a Canarias

  • Sólo los seis españoles que viajaban a bordo del buque accidentado el pasado miércoles al sur de Marruecos han accedido a volar a Gran Canaria.

Los pasajeros del buque Assalama que permanecen en El Aaiún se niegan, por cuarta vez, a volver a Canarias, para lo que la compañía Armas había fletado un avión para este sábado, aunque los seis españoles han accedido a regresar el domingo, informó la naviera.

Se trata de un total de 62 pasajeros a los que la compañía ha puesto un avión a su disposición durante cuatro días seguidos.

Parte de la tripulación del Assalama y los seis pasajeros españoles regresarán este domingo a bordo de un avión regular de Binter con destino a Gran Canaria.

Estos pasajeros han accedido a viajar a la isla porque están de acuerdo con las indemnizaciones que recibirán de la compañía de seguros.

Con respecto al resto, Armas asegura que "tiene personal destacado en El Aaiún desde el primer momento y está corriendo con todos los gastos de alojamiento, manutención y otras solicitudes -como dinero en efectivo-, para que tengan una estancia en las mejores condiciones", subraya en un comunicado.

Por otra parte, la compañía de seguros de la naviera, P&I, "se ha comprometido a indemnizar a todos los pasajeros por las pérdidas de sus pertenencias acreditadas".

La compañía explica que el avión fletado es de la compañía Futura y que su objetivo era entregar a los pasajeros, a su llegada a Fuerteventura, dinero en efectivo y un coche de alquiler por varias semanas, así como transporte hasta sus domicilios, incluso a los de Lanzarote.

Respecto a la situación del ferry, la compañía de seguros aún no ha tomado una decisión sobre su salvamento y evalúa diferentes posibilidades. "Naviera Armas está cumpliendo con todas sus obligaciones desde el primer momento del accidente y seguirá actuando conforme a derecho", concluye.

El director general de Relaciones con África, Pablo Martín, quien viajó al Aaiún para conocer la situación de los pasajeros, explicó que el principal problema que mostraron era referente a sus 40 coches y que no se conformaban con un vehículo de alquiler durante un periodo de tiempo determinado porque para ellos es su herramienta de trabajo.

Asimismo, los que no tenían coche se mostraban partidarios de regresar a Canarias, aunque finalmente han decidido permanecer también en El Aaiún hasta alcanzar un acuerdo satisfactorio con la naviera y la aseguradora.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios