Un 'fosil viviente' será padre a los 111 años

  • Un ejemplar de tuatara ha logrado que una hembra de su especie ponga una docena de huevos, tras extirparle un tumor cancerígeno de sus genitales que le impedía procrear

Un ejemplar de tuatara, un pequeño reptil exclusivo de Nueva Zelanda, será por fin padre a los 111 años tras haber logrado que su pareja, de entre 70 y 80 años, ponga una docena de huevos.

Henry, residente desde 1970 del zoológico de la ciudad neozelandesa de Southland, no había mostrado ningún interés por procrear hasta que el pasado marzo llegó una nueva inquilina femenina llamada Mildred a su jaula, informó la agencia local NZPA.

La presencia de una hembra coincidió con una operación a la que fue sometido Henry para extirparle un tumor cancerígenodesus genitales, y así pudo disfrutar de nuevo del sexo, explicaron los cuidadores del zoológico.

Tras mantener relaciones sexuales con Henry, Mildred puso el pasado julio una docena de huevos, que se hallan en una incubadora a la espera de que nazcan las crías, dentro de unos seis meses.

El zoólogo Lindsay Hazley aseguró que esperan que, a partir de ahora, el ejemplar macho de tuatara pueda procrear durante cada época de celo. "Hay que ser pacientes con estos animales, los preliminares pueden llevar años", bromeó.

La tuatara, cuyo nombre científico es sphenodon punctatus, es un reptil de unos 60 centímetros de largo cuyo aspecto recuerda al de un dinosaurio, por lo que el animal es calificado en ocasiones de "fósil viviente".

En peligro de extinción, sólo se halla en la isla de Moutohora, en el norte de Nueva Zelanda, y se considera un milagro que haya podido subsistir durante millones de años sin apenas evolucionar, según los expertos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios