El tranvía, Defensa y el Bicentenario de Las Cortes, prioridades para 2008

  • El año en el que comenzarán las obras de la calle Real y se concretarán los preparativos del 2010 acapara las expectativas de los políticos · PA, PP y PSOE esperan un giro en las negociaciones para liberar suelo

Nuevo año pero mismos retos. Tras el paréntesis impuesto por las fiestas navideñas, la clase política inició ayer un nuevo ejercicio que estará marcado sin duda por el inicio de las obras del tranvía que atravesará toda la calle Real y en el que La Isla tendrá que sentar definitivamente las bases sobre las que trabajará el ya próximo Bicentenario de Las Cortes, que se conmemorará dentro tan sólo de dos años y para el que se prevén destacadas actuaciones en materia de recuperación del patrimonio, como las rehabilitaciones del Sitio Histórico del Puente Zuazo y del Ayuntamiento.

Temas históricos -y todavía pendientes- como las negociaciones con el Ministerio de Defensa para la liberación de suelo militar seguirán en la primera línea del debate político mientras se tramita la reserva de suelo de los polvorines de Fadricas, casi medio millón de metros cuadrados que podrían empezar a desbloquearse este mismo año.

Así lo reconocía el propio alcalde, Manuel de Bernardo (PA), quien confía en que las próximas citas electorales de marzo supongan un nuevo punto de inflexión en las negociaciones con la Gerencia de Infraestructuras del Ministerio de Defensa, toda vez que las últimas tentativas puestas en marcha tras las elecciones municipales han quedado de nuevo en nada.

Junto a la puesta en marcha del parque empresarial de Janer o la terminación del polígono industrial de Fadricas II -las dos nuevas áreas de desarrollo económico que tendrá la ciudad- el 2008 será el año en el que comenzará la gran transformación de la calle Real con la introducción del tranvía y su proyecto de semipeatonalización. "El plazo de presentación de ofertas finaliza el 22 de enero -afirmó ayer De Bernardo- y se espera que las obras puedan estar adjudicadas a mediados de abril para que los primeros trabajos puedan comenzar en verano".

Más que sobre el tranvía, la primera teniente de alcalde y delegada general del área de Urbanismo, María del Carmen Pedemonte (PP), aludió a los aparcamientos subterráneos en marcha -entre ellos el de León Herrero- como uno de los retos propuestos para 2008, un año que considera clave tras sus primeros meses en el Gobierno local para empezar a dar forma a sus proyectos. Los grandes compromisos de Pedemonte, no obstante, son la aprobación del PGOU y del PEPRICH.

"Habrá que esperar a ver qué pasa con el tranvía, con la rehabilitación del Ayuntamiento y con las nuevas áreas de desarrollo económico previstas", manifestó por su parte el portavoz socialista, Fernando López Gil, quien aseguró que es un año en el que el bipartito PA-PP tienen mucho que decir de cara al futuro de la ciudad. El líder de la oposición pidió una mayor implicación ciudadana en la política y abogó por "un nuevo giro" en las relaciones con Defensa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios