La renovación y la crisis centran el discurso de la Pascua Militar

  • El almirante de la Flota felicita la labor de las Fuerzas Armadas en un año difícil en el que se ha contado "con recursos mermados sin estar eximidos de las obligaciones"

El almirante de la Flota, Juan Carlos Muñoz-Delgado y Díaz del Río, no ocultó en su alocución de la Pascua Militar en la antigua Capitanía General de la Defensa que la crisis había afectado a las Fuerzas Armadas. "Vivimos una época con problemas graves y como reflejo de ello, los recursos puestos a nuestra disposición este año están mermados sin que por ello nos veamos eximidos de nuestras obligaciones", afirmó. Pasaban ayer las doce de la mañana en el ya conocido por todos los andaluces reloj de la Iglesia Mayor cuando el almirante pronunciaba este discurso en el salón del trono de este inmueble militar, ante medios de comunicación y autoridades militares y civiles, como el alcalde de la ciudad, Manuel de Bernardo y el subdelegado de Gobierno, Sebastián Saucedo.

Sus palabras se detuvieron en varios aspectos del pasado y el futuro, pero futuro con historia. De esta manera, se dirigió a la conmemoración del Bicentenario de Las Cortes que ahora comienza, "con unos hechos singulares, como la reunión de las Cortes Constituyentes a pocos metros de donde nos encontramos, mientras se combatía en zonas cercanas contra las fuerzas invasoras". Muñoz-Delgado se refirió en este sentido a la obligación que las Fuerzas Armadas tienen de defender España, una defensa que debe ofrecerse "con una capacidad renovada y eficiente". Aludió así a la innovación en los proyectos de futuro, "un proceso que, más allá de permitir adaptarnos a las mutaciones, nos permita ponernos delante y acrecentar nuestro compromiso de servicio ofreciendo más capacidad y mayor calidad".

El almirante de la Flota quiso también recordar, para terminar, a cuantas personas se encuentran en estos días desempeñando misiones lejos del territorio nacional y a aquéllos que dejaron su vida en el ejercicio de hacerlo. Previo al dircurso, éste, acompañado por el comandante general de Infantería de Marina, Juan Chicharro Ortega, pasó revista a la tropa en uno de los laterales del exterior del edificio, compuesta por una sección de marinería, dos de Infantería de Marina del Tercio de Armada y la banda de música de Infantería del Tercio Sur.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios