Sí se puede plantea la remunicipalización del agua a cambio de su apoyo a los presupuestos

  • El grupo municipal propone diez puntos de negociación, entre los que se incluye la eliminación de las subvenciones a la escuela de tauromaquia 

Ernesto Díaz, portavoz de Sí se puede Ernesto Díaz, portavoz de Sí se puede

Ernesto Díaz, portavoz de Sí se puede / Rioja

Diez puntos a negociar ha puesto sobre la mesa el grupo municipal Sí se puede (Podemos San Fernando) para dar su apoyo a los presupuestos de 2017 que el gobierno local intenta sacar adelante. 

La colaboración de la formación morada se ha convertido prácticamente en la única posibilidad con la que cuenta el equipo de gobierno en minoría que comparten socialistas y andalucistas -Patricia Cavada y Fran Romero- para impulsar la aprobación de los nuevos presupuestos, toda vez que C's ha descartado revalidar el sí que dio en 2016 a las únicas cuentas que hasta ahora se han aprobado en el mandato y que actualmente están prorrogadas. 

Las condiciones de Sí se puede, que hoy mismo presentarán al gobierno municipal para abrir un proceso de diálogo, persiguen un "cambio estructural" y no de simple "maquillaje", como ha precisado el portavoz del grupo y secretario de Podemos San Fernando, Ernesto Díaz. 

La apuesta por la vivienda, el incremento del gasto social, la eliminación de la subvención municipal que se dedica a la escuela de tauromaquia son algunos de los puntos clave, aunque sin duda alguna la propuesta central que Podemos ha puesto sobre la mesa pasa por la remunicipalización del servicio de agua ya que el contrato -ha explicado Díaz- llega a su término en 2018 y eso brinda una oportunidad única para empezar a trabajar en el tema. El agua -afirmó- "debe ser cien por cien un servicio municipal. 

Las diez propuestas para el 'sí' de Podemos

El grupo municipal Sí se puede pondrá como primera condición para dar su apoyo a los presupuestos una batería de medidas que insisten en la necesidad de relanzar la política de vivienda. Aquí incluye la necesidad de crear de una vez la mesa antidesahucios -un punto que se ha debatido ya en el pleno- y de aumentar la inversión en la lucha contra la infravivienda. 

El segundo punto a negociar pasa por la creación del bono social eléctrico que permita a las familias con menos recursos "garantizar un mínimo de suministro". "Hay que poner los recursos municipales al servicio de las clases populares", afirma Ernesto Díaz. 

La tercera propuesta que Sí se puede ha puesto sobre la mesa de negociación consiste en la remunicipalización de los servicios de agua. "Hay que retomar el debate de la remunicipalización", dice el portavoz de este grupo, que matiza que el informe realizado al respecto por el interventor "no dice que no se pueda hacer". Admite Díaz que es un tema complicado jurídica y administrativamente y que, evidentemente, implica serios escollos que hay que solventar, "pero no es imposible". 

Un cuarto punto, en línea con las propuestas anteriores, pasa por el aumento del gasto social con un incremento "sustancial" de hasta el 20 por ciento en las partidas presupuestarias que se destinan a las ayudas sociales. 

Las salas de estudio, un tema que ha sido especialmente polémico este verano, forman también parte del listado de condiciones que Sí se puede trasladará al gobierno municipal. La formación insiste en la necesidad de dotar de más equipamientos de este tipo al término municipal, especialmente en los barrios de la perifería. Aboga por salas de estudio "más modestas" pero bien dotadas y repartidas por la ciudad. 

Un tema especialmente espinoso y comprometido para el gobierno se incluye también entre las propuestas. Y es la eliminación de la subvención directa que se condece a la escuela de tauromaquia "por la presión del PA". "No podemos financiar el maltrato y asesinato de animales". El grupo propone que esta cuantía se destine a una protectora de animales. 

Otra de las cuestiones que resulta clave para Sí se puede es la terminación del centro de salud de Camposoto y su puesta en funcionamiento para compensar el déficit de equipamientos sanitarios que existe en la ciudad y aliviar la saturación de los centros de los tres centros de atención primaria que actualmente existen en la localidad. Para ello plantea una mesa de negociación con la Junta de Andalucía y la Consejería de Salud que permita retomar y terminar las obras, que llevan años paralizadas.

Centrar las inversiones en mejoras urbanas en los barrios de la periferia y en zonas como la Bazán, la Ardila o San Nicolás que están especialmente olvidadas a juicio de esta formación es otro de los puntos clave en torno a los que debe girar la negociación de los presupuestos para Sí se puede. 

La formación que coordina Ernesto Díaz plantea además activar recursos municipales para atender a las personas sin hogar de forma que "no haya que depender de la caridad y de los servicios religiosos", como ocurre ahora. La formación sostiene que la atención a estas personas debe venir directamente de lo público sin perjuicio de lo que otras entidades vinculadas a la Iglesia 

Por último, desde Sí se puede se aboga por repensar el modelo productivo de ciudad en torno al Parque Natural para favorecer la creación de empleo y actividades como el turismo ecológico. "Se puede hacer pero hay que empezar a pensar en ello ya", ha dicho el portavoz, que ha emplazado al gobierno municipal a que tenga "altura de miras". 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios