El historiador Luis Martínez se adentra en las imágenes de la guerra

  • San Romualdo abre el ciclo dedicado a la Guerra de la Independencia

Comentarios 2

El 2 de Mayo y la invasión napoleónica cambiaron la forma de transmitir la imagen de la guerra. De la visión heroica y marcada por el honor se pasó a la tragedia, al horror, a los desastres que deja tras de sí cualquier conflicto bélico.

Según Luis Martínez Montiel, doctor en Historia del Arte, profesor titular de la Universidad de Sevilla y asesor del Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico, la Guerra de la Independencia fue la primera en cambiar ese concepto, en casi "narrar los hechos en directo" y en recalcar el aspecto más dramático de la contienda.

Así lo hizo el genio de Goya, una de las personalidades más representativas de la época y uno de los artistas que mejor reflejó los acontecimientos históricos de la época. Pero también otros autores de menor relevancia a través de estampas y litografías en las que no faltaron la propaganda y la sátira. Prácticamente igual que en los conflictos bélicos que se suceden en la actualidad.

"El mensaje es el mismo, pero dicho con distintos medios", afirmó el historiador, que aludió también durante su intervención a obras más modernas, desde Picasso hasta fotorreportajes de la guerra de Irak.

Este cambio de perspectiva en la pintura como reflejo y visión de la época, según Luis Martínez Montiel, coincide con el cambio de mentalidad de la sociedad que viene determinado por la Ilustración y el siglo de la Razón.

Con esta conferencia, titulada Imágenes de una guerra. De la independencia a la Constitución el asesor del Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico se encargó anoche de abrir el ciclo de ponencias dedicado al Bicentenario de la Guerra de la Independencia que la Real Academia de San Romualdo de Ciencias, Letras y Artes celebrará hasta finales del curso académico y que, incluso, retomará a comienzos del próximo, ya en el mes de octubre.

Pero esta apertura del ciclo contó también con la participación del artista isleño Ángel Torres Aléu, académico de la rama de artes que abordó también la Guerra de la Independencia -de la que ahora se conmemoran 200 años- a través de la pintura y, más concretamente, de la obra de Goya.

El pintor, bajo el título de Goya, hombre y artista, centró su intervención en el célebre cuadro de Los fusilamientos del tres de mayo en la montaña del Príncipe Pío, que desglosó pormenorizadamente en su afán de ofrecer a partir de lo concreto una visión genérica de los acontecimientos históricos de 1808.

La Academia de San Romualdo continuará el próximo día 20 con el ciclo dedicado a la Guerra de la Independencia con una nueva ponencia, esta vez a cargo del historiador Juan Torrejón Chaves, que hablará sobre El bloqueo del ejército francés en la Bahía de Cádiz entre 1810 y 1812.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios