Nuevos pasos para reducir la contaminación lumínica de La Isla

  • La ordenanza municipal establece la mejora de las instalaciones tanto públicas como privadas, aunque el cambio se hará a medida que haga falta renovarlas

San Fernando sigue avanzando para convertirse en una ciudad plenamente sostenible. Cada vez son más los ciudadanos que se conciencian de la necesidad de reciclar los residuos que producen y utilizan, por tanto, la variedad de contenedores existentes -residuos orgánicos, inorgánicos, vidrio o papel y cartón-. Ahora, a todo ello se suma la decisión del Ayuntamiento de tramitar una ordenanza municipal que regula las instalaciones de iluminación exterior, pública y privada, para reducir la contaminación que este tipo de energía provoca.

Esa nueva norma sigue los preceptos sobre contaminación lumínica que la Ley de Gestión Integrada Ambiental de Andalucía desarrollaba por primera vez dentro de la protección ambiental. Su principal objetivo es la prevención, minimización y corrección de los efectos de la dispersión de la luz artificial hacia el cielo nocturno. Se trata pues de rentabilizar el consumo de energía eléctrica, lo que obliga a la utilización de nuevas instalaciones, es decir, de farolas, principalmente, que dan luz en la vía pública. En ese sentido, el informe desarrollado por el Partido Socialista (PSOE) local, en el que señalaba los problemas medioambientales de la ciudad, se hacía eco de esta cuestión y proponía la sustitución de las farolas globo por otras denominadas fotovoltaicas, que en definitiva consumen menos.

Esta medida será aplicada por el Ayuntamiento de forma progresiva, según explica la delegada de Desarrollo Sostenible, Rosario Álvarez. No contemplan un cambio brusco, sino que la tarea se realizará a medida que los servicios eléctricos de la ciudad deban instalar el mobiliario nuevo. "Entonces se colocará el nuevo material". También se obligará a que los proyectos de urbanización de zonas donde se construyan edificios incluyan las lámparas nuevas. O cuando Vías y Obras y Urbanismo lleve a cabo alguna mejora de vía. "No se ha previsto una partida específica. Cada delegación lo considerará dentro de sus proyectos", insistió Álvarez.

Esta ordenanza, que pasa ahora por un periodo de exposición pública y de presentación de alegaciones, deberá ser cumplida por cualquier aparato de iluminación exterior, publicitario y de ocio, monumentos, cabinas o mobiliario urbano; pero además, por los proyectos de iluminación interior que puedan proyectar luz hacia el exterior. Un claro ejemplo son los escaparates y exposiciones, que deberán renovarse.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios