Cano y Mas consuman la ruptura con el cambio de nombre del grupo

  • Ambos ediles estrenarán nueva denominación en el pleno de mañana: Ciudadanos por La Isla "Es hora de que se sepa quién se parte la cara todos los días", dice su portavoz

Comentarios 9

Cambia el nombre, las siglas pero no los principios ni el programa. Es, en definitiva, una simple cuestión "semántica". El fondo sigue siendo el mismo, explicaba ayer el concejal Javier Cano al explicar a los medios de comunicación la decisión de cambiar las siglas del grupo municipal. A partir de ahora, no se llamará Ciudadanos por San Fernando sino Ciudadanos por La Isla.

Este cambio de nombre, de hecho, ya se ha solicitado a través del Registro General de Ayuntamiento y pasará por el pleno en la sesión ordinaria que se celebrará mañana, sin mayor trámite.

La necesidad de alejarse del conflicto interno que azota a esta formación independiente desde octubre de 2011 y que ha llevado incluso a la reciente expulsión de su portavoz, Javier Cano, ha obligado a este relevo de las siglas en el Ayuntamiento. "La causa principal de este cambio de nombre se encuentra en la exigencia de operatividad del propio grupo y en la necesidad de reivindicar su trabajo diario", aseguró Cano. "Desgraciadamente, cuando se habla de Ciudadanos por San Fernando, una buena parte de la ciudadanía lo asocia a la existencia de dos grupos bien diferenciados y enfrentados entre sí", explicó.

Y ambos ediles -Javier Cano y Mayte Mas- quieren huir de esa imagen que, además, les está pasando factura. El anuncio que ayer realizaron en la sede del grupo no hace sino ratificar la ruptura definitiva con la otra parte de este partido independiente que concurrió por primera vez a las elecciones municipales de 2011 y que se ganó la confianza de unos 3.000 isleños: la que encarna la ejecutiva que coordina Carlos Zambrano.

Eso sí, como puntualizó ayer Cano, dicho cambio de siglas no viene acompañado de momento de un nuevo proyecto político, de la creación de un nuevo partido independiente. De hecho, el portavoz aseguró ayer que no renuncia a la batalla legal que ha iniciado en los Juzgados contra la ejecutiva del partido, una pelea por las siglas de Ciudadanos por San Fernando pero también por la identidad de ese proyecto político que, de hecho, lideró Javier Cano en las pasadas elecciones municipales.

"No renunciamos en los Juzgados a reinsertar internamente la democracia y la participación en el partido Ciudadanos por San Fernando, pero este grupo, llegado a este punto, se ve obligado mientras tanto a delimitar su trabajo bajo otra denominación que no induzca a confusión entre la población", explicó.

"Hay dos concepciones diferentes de servicio público que nos han llevado sin remedio y por más que nos pese a una situación que, a día de hoy, consideramos irreconciliable entre ambos grupos y origina en la sociedad isleña una permanente confusión de identidad que no podemos ni debemos seguir admitiendo", reconoció.

"Es hora de que la ciudadanía sepa quien se parte la cara todos los días para mejorar la calidad de vida de los isleños", insistió Javier Cano, que alentó a los suyos a "centrar su atención en la defensa del ciudadano y alejarse así de pugnas de siglas y de cargos".

No hay un cambio de rumbo, insistió. El fondo, la ideología, los principios y el programa son los mismos, advirtió. "Pero no podemos consentir que la opinión social que se tenga de este proyecto sea exclusivamente la de dos grupos enfrentados, cuando lo cierto es que detrás del grupo municipal y el colectivo de colaboradores que lo respalda se encuentra un trabajo diario infatigable dirigido a resolver los problemas de los isleños", apuntó Cano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios