El Ayuntamiento de San Fernando descontará a la empresa de recogida de basuras los días sin servicio por la huelga

  • El alcalde isleño, Manuel María de Bernardo, argumentó esta medida ya que su "primera obligación es velar por intereses generales de la ciudad y de sus ciudadanos".

Comentarios 15

El Ayuntamiento de San Fernando descontará a la empresa concesionaria de la recogida de basuras y limpieza viaria todos los días que permanezcan sin servicios con motivo de la huelga que mantienen los trabajadores desde la pasada semana por la negociación del convenio colectivo, según indicó el alcalde isleño, Manuel María de Bernardo (PA).

El alcalde señaló que su «primera obligación» es «velar por los intereses generales de la ciudad y de sus ciudadanos». Asimismo, aseguró que no estaba dispuesto a que el Ayuntamiento «pague un euro más por el mismo servicio», ya que «pagar más sería incrementar el gasto de los ciudadanos».

En este sentido, recordó que el actual contrato de recogida de basuras fue adjudicado hace poco más de un año y fue fruto del «consenso de todas las fuerzas políticas, sociales y ciudadanas de la ciudad, incluidos los sindicatos representativos y lógicamente CCOO».

Asimismo, indicó que el actual servicio está correctamente dimensionado, fruto del Plan Municipal de Residuos, y adaptado a unas previsiones con diez años vista. En este sentido, preguntó que si el convenio tuviera una vigencia de dos años, «sería más suave que actualmente la negociación del convenio en 2010» y añadió que ese año «no debe ser un año de negociaciones colectivas», ya que «un centenario se vive cada cien años».

Según De Bernardo, el convenio de los trabajadores de Urbaser «está considerado como uno de los mejores de la Bahía de Cádiz y, según informa la empresa, es incluso mejor que el de los trabajadores de la limpieza de Madrid». Así, indicó que según ha informado la empresa, los trabajadores tienen asegurado el mantenimiento del poder adquisitivo de sus salarios al habérseles ofrecido el IPC real durante los cuatro años de vigencia propuestos.

Finalmente, exigió a las partes en conflicto el «escrupuloso cumplimiento» de los servicios mínimos, una obligación de la empresa, de los trabajadores y sobre todo un derecho de los ciudadanos y volvió a realizar un «llamamiento» a los representantes de los trabajadores y a la empresa, porque «los ciudadanos de San Fernando, tras el gran esfuerzo realizado, no se merecen esta situación».

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios