Una Ciudad para los Niños de la calle y un centro de formación

Kanoute creó su fundación solidaria cuando era futbolista en Londres. La entidad se llama Development Trust y tiene como socio local en África a la Asociación Malí para la Educación y el Desarrollo. Malí, junto a Níger, tiene la tasa de natalidad mayor de la Tierra, siete hijos por mujer. Muchos de estos niños acaban siendo abandonados por sus padres. El proyecto puesto en marcha por el delantero del Sevilla pretende construir una residencia para estos niños de la calle. El complejo estaría formado por varias casas con capacidad para albergar a un centenar de menores, que estarán tutelados por adultos y recibirán formación en escuelas. Kanoute es partidario de formar a los menores en África, antes que en Europa. “Y si vienen aquí, que sea de manera temporal, para que luego regresen y ayuden al desarrollo de su país”, comenta el futbolista. El deporte del balón apasiona a los adolescentes de estos países africanos y Kanoute destaca el importante papel que están desempeñando las escuelas de fútbol que ya existen en Malí, Costa de Marfil o Senegal.

El futbolista adquirió una finca de 18 hectáreas por unos 100.000 euros en Bamako y, en breve, cree que se podrán levantar los edificios. El proyecto se completará también con espacios para el deporte, con huertos, mezquitas y dispensarios sanitarios para que los habitantes de la zona puedan acceder a los servicios médicos. La tasa de mortalidad en Malí es una de las más elevadas. De hecho, en el África subsahariana uno de cada seis niños fallece antes de cumplir los 5 años de edad. En la ciudad de Bamako malviven un millón y medio de personas, pues la mayor parte de los trabajadores apenas gana el equivalente a dos euros al día.

Etiquetas

03660630

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios