Una estafa "golosa" a la que han hincado el diente 140 gaditanos

  • La Policía Nacional desmantela una organización que defraudó a compañías de seguro a través de la simulación de siniestros.

Agustín Muñoz, subdelegado del Gobierno, junto a otros miembros de la Policía Nacional de Cádiz y Barcelona. Agustín Muñoz, subdelegado del Gobierno, junto a otros miembros de la Policía Nacional de Cádiz y Barcelona.

Agustín Muñoz, subdelegado del Gobierno, junto a otros miembros de la Policía Nacional de Cádiz y Barcelona. / Joaquín Hernández ‘kiki’

Comentarios 8

De “goloso”. Así han calificado los investigadores el fraude de millón y medio de euros destapado por la Policía Nacional en relación a unas pólizas de seguro fraudulentas que, con partes médicos falsos, posibilitaban el cobro de incapacidades laborales temporales. Como ya adelantó ayer este periódico, la denominada operación ‘House’ se ha saldado con 144 detenidos (140 de la provincia de Cádiz). Un ex agente comercial de seguros de El Puerto es el principal imputado en este pufo.La detenidos se habían concertado con el ex agente para contratar con distintas compañías aseguradoras pólizas de salud, con las que cobrarían una indemnización si les ocurría cualquier incidente que les provocara una incapacidad laboral temporal. Aunque los investigadores han explicado que “la casuística es muy variada”, la mayoría de los detenidos justificaba con documentos falsificados fracturas de huesos, embarazos de riesgo, apendicitis y otras dolencias con las que lograban cobrar de las aseguradoras distintas indemnizaciones, dependiendo de los días de baja laboral. La investigación, realizada entre la Policía de Barcelona y Cádiz, ha destapado 330 siniestros falsos, con los que defraudaron hasta a seis compañías de seguros un millón y medio de euros. El supuesto organizador de la trama, además de quedarse con un porcentaje de las indemnizaciones, se beneficiaba personalmente del sistema que ideó convirtiendo su actividad laboral como agente comercial de una aseguradora para la que trabajó desde el año 2005 hasta el año 2013 “en una compleja estrategia delictiva”. Así, su esposa y otras personas de su núcleo familiar más próximo fueron beneficiarios de un total de 64 indemnizaciones por incapacidad laboral temporal. Los agentes han explicado que las compensaciones que los arrestados cobraban fraudulentamente estuvieron entre los 2.500 y los 13.000 euros. El subdelegado del Gobierno en Cádiz, Agustín Muñoz, ha destacado en una rueda de prensa la coordinación de las Brigadas de Policía Judicial de Barcelona y Cádiz, además de grupos de la Udef de La Línea, Jerez y El Puerto, y el trabajo “minucioso, arduo y complicado” que han realizado durante más de tres años para llevar a cabo este “éxito policial contra el enriquecimiento injusto de las personas”. La operación ‘House’, como ha sido bautizada por la serie televisiva, se inició en julio de 2013, cuando la Policía recibió un informe de un detective de compañías aseguradoras que alertaba sobre la falsedad de informes médicos supuestamente elaborados por centros médicos presentados para cobrar pólizas de incapacidad laboral temporal. Cotejando casos la Policía ha comprobado que fueron hasta seis las compañías aseguradoras que se vieron perjudicadas por la simulación de 330 siniestros que se declararon con partes facultativos falsificados de hasta 25 hospitales y centros sanitarios del Servicio Andaluz de Salud, una cifra que podría aumentar porque la investigación sigue abierta. La Policía ha explicado que ningún centro de salud ha estado implicado en este fraude. Asimismo, ha señalado que el ex agente, detenido hace ahora un año, emprendió las estafas desde su propia casa –con un ordenador, unas plantillas y poco más–, manipulando firmas calcadas, números de la seguridad social o informes copiados literalmente de otros, de los que disponía por su actividad profesional. Además de 140 casos en la provincia de Cádiz, se han detectado otros cuatro en Granada, Alicante, Mallorca y Sevilla. Los instructores del presente caso han destacado que al cabecilla de la trama, al que se le imputan los delitos continuados de fraude, falsedad documental y posiblemente también blanqueo de capitales, se le ha embargado ya un inmueble y un coche de alta gama.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios