Trabajadores de la constructora Jerecom se manifiestan en Jerez

  • La empresa Fivesur prepara la suspensión de pagos y los empleados se acogerán al Fondo de Garantía Salarial

Más de un centenar de trabajadores y autónomos relacionados con la constructora jerezana Jerecom se manifestaron ayer para reivindicar una solución a las deudas que la constructora mantiene con estos empleados. Una multitudinaria protesta formada por afectados a pie y por transportistas que con sus camiones llegaron hasta la calle Corredera colapsando buena parte del centro de la ciudad.

Tras más de una hora de recorrido, los manifestantes se concentraron en la puerta del Ayuntamiento, donde se unieron también afectados por la crisis laboral de la constructora Fivesur, a la espera de ser recibidos por la alcaldesa, Pilar Sánchez. La regidora socialista, acompañado por distintos delegados municipales, fue recibida entre gritos de los trabajadores que no dudaron en hacerle peticiones: "Lo que no queremos es que Jerez entre en el libro Guinness porque somos la ciudad con más paro de España". Una afirmación ante la que Sánchez respondió rotunda, tranquilizando a los concentrados y asegurando que "no vamos a entrar. Lo que queremos que entienda que es una situación que es ajena totalmente al Ayuntamiento, porque el empleo lo crean los empresarios y los inversores". Al mismo tiempo que aprovechó para deslizar que "ponemos lo que podemos de nuestra parte, hoy hemos puesto más de 20 millones para la creación de empresas", dijo.

Respecto a la deuda que el propio Consistorio mantenía con las constructoras, la alcaldesa subrayó que "no queríamos que en ningún caso el Ayuntamiento fuera una causa en la situación y está claro que ha sido una pésima gestión económica de la propia empresa y desde luego si la petición de los trabajadores es que no paguemos a la empresa, no vamos a pagar". Palabras que fueron seguidas del comentario de un afectado que se encargó de recordar a la primera responsable municipal que la quiebra de Fivesur y Jerecom afectará "entre puestos directos e indirectos a más de 1.200 trabajadores, esto desde el 95 no se ha visto".

Por otro lado, Fivesur prepara la suspensión de pagos. Los socios de la empresa se reúnen hoy para ver cómo y cuándo solicitar el procedimiento concursal. La decisión, tras consultar con varios gabinetes expertos en la materia, "ya está tomada" y en unos 30 días, cuando se pongan las cuentas al día, estará listo el concurso de acreedores.

Los trabajadores pasarán al Fondo de Garantía Salarial y serán los primeros en cobrar cuando, dentro de 6 meses o un año, se reparta el patrimonio. Detrás irán bancos y proveedores. Ni la mediación de la Junta ha impedido la suspensión de pagos, entre otras razones porque eran muchas las entidades bancarias a las que había que poner de acuerdo. "Una empresa que factura 50 millones no puede trabajar con 16 oficinas bancarias de barrio", destacó un acreedor.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios