La Junta impulsa el desarrollo del puerto de Barbate con 40 millones

  • Con esta inversión, la Administración autonómica busca acometer la mejoras de las infraestructuras y de los equipamientos portuarios para el desarrollo de actividades pesqueras y comerciales

Comentarios 1

La Consejería de Obras Públicas y Transportes ha informado de la aprobación de un nuevo Plan de Utilización del puerto de Barbate que modifica el Plan Director de 1997 y que apuesta por el incremento de las actividades náutico pesqueras y comerciales, además de contemplar una nueva dársena para embarcaciones náutico-deportivas.

La Junta ha indicado que el desarrollo de este plan supondrá una inversión estimada en 40,8 millones de euros, de los cuales, el 60,4% será de inversión pública directa y el 39,6 % restante, de inversión privada mediante contratos de concesión de obra pública.

Así, siguiendo este nuevo plan, se procederá a la ordenación del espacio portuario que ocupará 65,8 hectáreas de las cuales el 35,8% se destinará al área pesquera, el 27,2% al área náutico-recreativa y el 16,9% al área comercial. El resto de la superficie la ocuparían los accesos, cerramientos, obras de abrigo y aguas exteriores.

Uno de los principales objetivos de este plan "es acometer la mejora de las infraestructuras y de los equipamientos portuarios para el desarrollo de las actividades de los sectores pesquero y comercial". Para ello se pretende "configurar una plataforma para el desarrollo de industrias asociadas a la pesca y a la náutica en la nueva explanada recientemente ganada al mar".

Se trata de una nueva zona técnica de casi 25.000 metros cuadrados, de los que 8.800 se destinarán a la implantación de actividades industriales. Igualmente se procederá al relleno del extremo noroccidental donde de conformará una nueva zona de suministro de combustible a embarcaciones de 1.200 metros cuadrados y se procederá a una reurbanización general de la explanada.

Dentro de este objetivo se incluye la construcción de un nuevo edificio para armadores de 3.100 metros cuadrados, la remodelación de la zona comercial de la pesca, obteniendo un recinto de alta especialización de 11.300 metros cuadrados, así como la reordenación del resto de los espacios pesqueros de la ribera norte, obteniendo espacios adicionales para industrias de transformación.

Por otra parte, el documento aprobado apuesta por la ampliación de la oferta de servicios e infraestructuras para la flota y la tripulación de recreo. Dentro de las infraestructuras destaca la construcción de una nueva dársena para esta flota en los actuales terrenos ocupados por el varadero y los astilleros que serán trasladados a otra zona. Esta nueva dársena supondrá un incremento del 60% del agua neta disponible que permite la creación de 73 nuevos atraques, por lo que se pasa de los 314 atraques actuales a los 387 previstos. Igualmente se aumentará la eslora media de los atraques de diez metros a 12. También esta previsto la construcción de dos zonas, dotadas con rampas, para embarcaciones ligeras que sumarán una superficie de 15.300 metros cuadrados. En las parcelas colindantes a ambas zonas se procederá a su urbanización, dotándolas de espacios libres, aparcamientos y áreas para actividades complementarias y rotacionales. El tercero de los aspectos destacados en el nuevo plan incide en la articulación del espacio portuario con su entorno. Para mejorar esta articulación se procederá a la construcción de un nuevo acceso que facilite el tránsito de los transportes terrestres.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios