Jornada de luto y concentración en el Ayuntamiento

  • Las banderas de todos los edificios municipales ondearán a media asta en señal de duelo

El Ayuntamiento de El Puerto ha decretado para hoy una jornada de luto oficial en señal de duelo por el fallecimiento de María Victoria Martínez Jiménez, asesinada ayer con un arma blanca por su marido, del que estaba en trámites de separación. El equipo de gobierno portuense ha manifestado su más enérgica condena por este nuevo caso de violencia de género, uno de los pocos con resultado de muerte registrado en la ciudad en las últimas dos décadas.

Durante la jornada de hoy las banderas de todos los edificios municipales ondearán a media asta en señal de repulsa por este crimen. También a las doce del mediodía se ha convocado una concentración ciudadana ante el edificio del Ayuntamiento, en la plaza del Polvorista, que comenzará a las doce del mediodía. En el Ayuntamiento de El Puerto es habitual que se convoque esta concentración de forma automática cada vez que hay una nueva víctima de violencia de género, máxime en esta ocasión cuando la fallecida ha sido una vecina de El Puerto.

El alcalde de la ciudad, Enrique Moresco, expresó ayer en nombre de toda la Corporación su rechazo a cualquier tipo de violencia, "sea del tipo que sea y contra la persona que sea. Y más aún si se trata de una agresión mortal como la que ha producido esta tarde -ayer- en la ciudad". El primer edil calificó de "inconcebible que en pleno siglo XXI se sigan dando casos de violencia hacia la mujer. Es una lacra social contra la que tenemos que luchas todos juntos", señaló.

La edil responsable del área de Igualdad, Hortensia Aguilar, fue alertada ayer del suceso al activarse el protocolo que rige para los casos de violencia contra la mujer, en el que el Ayuntamiento a través del área de la Mujer es una de las partes implicadas. La Policía Local también fue alertada del suceso por la Policía Nacional, que es el cuerpo encargado de la investigación.

El suceso causó ayer una gran conmoción en la ciudad al haber ocurrido los hechos en un establecimiento público situado en una de las calles más céntricas de El Puerto, la calle San Juan, muy cerca de la plaza de España. La agresión se producía poco antes de las tres de la tarde y durante el resto de la jornada la curiosidad fue en aumento, avivada por la presencia de cámaras de televisión y prensa en la zona.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios