Frustran el desembarco de otras tres toneladas de hachís en el Guadalquivir

  • Los traficantes huyeron al ser sorprendidos por Vigilancia Aduanera cuando descargaban la droga en la orilla del río, cerca de Trebujena · En 48 horas se han incautado 5.046 kilos en la Costa Noroeste

Efectivos de Vigilancia Aduanera, Policía Nacional y Policía Local de Sanlúcar intervinieron en la madrugada de ayer en un dispositivo que frustró el alijo de 3.090 kilos de hachís a bordo de una embarcación, que fue interceptada en un recodo del Guadalquivir conocido como caño de la Esparraguera, un tramo del río situado entre Sanlúcar y Trebujena.

Fuentes de la Subdelegación del Gobierno de Cádiz explicaron que la actuación, que se desarrolló entre las 2:00 y las 4:00 horas de ayer fue realizada por el departamento administrativo de Vigilancia Aduanera, que tenía desplegado un equipo de investigación por tierra y a la patrullera Gerifalte I actuando en el Golfo de Cádiz.

Así, observaron que una embarcación entraba por la desembocadura del río Guadalquivir y comenzó a remontarlo hacia Sevilla, pasando por delante de Sanlúcar, la barriada de Bonanza, de la barriada agrícola del Pinar de la Algaida, rebasando unas salinas que están en el cauce del río y llegando al recodo conocido como caño de la Esparraguera.

En este punto, la embarcación se dirigió hacia la orilla, donde esperaban un todoterreno y unas cinco personas con motocicletas, que comenzaron a descargar la droga. Por ello, Vigilancia Aduanera solicitó el respaldo del Cuerpo Nacional de Policía y de la Policía Local de Sanlúcar, mientras que la Gerifalte I entró en el río para bloquear la salida de la embarcación contrabandista.

Cuando se produjo la intervención, los narcotraficantes emprendieron la huida en motocicleta dejando atrás el todoterreno. Esta zona está repleta de marismas surcadas por numerosas carreteras agrícolas, por lo que, desde la madrugada, un dispositivo está rastreando esos terrenos a fin de identificar y detener a los responsables del alijo de droga.

Como consecuencia resultó intervenido el vehículo todoterreno con un total de 15 fardos de hachís, así como la embarcación mencionada, con un alijo de unos 80 fardos, que arrojaron un peso total de 3.090 kilos de hachís.

Esta importante intervención de droga se suma a la que hubo hace menos de 48 horas en Chipiona, en concreto en la madrugada del pasado miércoles, donde la Guardia Civil requisó 1.956 kilos de hachís y logró detener a tres narcotraficantes.

Es decir, en poco menos de dos días se incautaron cinco toneladas de hachís en una franja costera de la provincia catalogada como una de las principales 'zonas calientes' del narcotráfico, que va desde el litoral del Chipiona hasta un amplio trecho del curso del río Guadalquivir.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios