El Estuario del Guadalquivir será sometido a un nuevo estudio por la turbidez

  • Por su parte, la Agencia Andaluza del Agua ya ha comenzado el análisis de cualquier posible variación morfológica del lecho del río que haya podido repercutir en los niveles de turbidez o salinidad.

Las distintas administraciones con competencias en el río Guadalquivir y los expertos del Centro de Estudios Hidrográficos del Ministerio de Fomento y del Comité Científico de Doñana 2005 han presentado hoy los primeros datos de los trabajos encomendados durante la anterior reunión de la Mesa de Seguimiento, constituida para estudiar y aclarar las posibles causas de la turbidez y salinidad del estuario del río, cuyas aguas serán sometidas a un nuevo análisis mientras ya han comenzado las pruebas de batimería.

La Mesa, que hoy ha celebrado su tercera sesión, está constituida por los máximos representantes de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, la Demarcación de Costas del Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, la Consejerías de Medio Ambiente y Agricultura y Pesca de la Junta de Andalucía y el Puerto de Sevilla. También han asistido los representantes de la Federación de Regantes del Guadalquivir (Feragua) y la Asociación de Regantes de Andalucía (Areda), quienes  han sido informados sobre los trabajos que se están realizando. 

Los expertos del Centro de Estudios Hidrográficos del Ministerio de Fomento han mostrado los datos que han recopilado sobre los distintos parámetros que pueden influir en el tapón salino del estuario del río, agradeciendo la colaboración entre todas las administraciones interesadas que han aportado todos los informes solicitados. 

Como primeras recomendaciones, han solicitado la realización de un nuevo estudio de la mancha de turbidez del estuario, que se va a realizar gracias a la colaboración de la Dirección General de Prevención y Calidad Ambiental de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, que aportarán los barcos que sean necesarios para su análisis.

Por su parte, la Agencia Andaluza del Agua ya ha comenzado los trabajos de la batimetría que analizará y podrá detectar cualquier posible variación morfológica del lecho del río que haya podido repercutir en los niveles de turbidez o salinidad. Tras una primera fase de análisis previo, este fin de semana comenzarán los trabajos de campo. 

Finalmente, tanto los representantes de la Junta de Andalucía como del Ministerio han mostrado su intención de colaborar con el Ayuntamiento de Sanlúcar de Barrameda (Cádiz) en todo lo posible, para mantener un agua limpia en sus playas. La Mesa continuará su ronda de reuniones en las próximas semanas para informar a todos los sectores implicados sobre los trabajos que se están realizando, así como para descartar y analizar las posibles causas de la turbidez y salinidad del río.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios