Estética y urbanización de la Plaza Mayor se someterán a replanteo

  • Marín señala que "los cambios son necesarios y no supondrán un encarecimiento del proyecto" y que "el parking abrirá cuando las calles del entorno estén finalizadas"

El Ayuntamiento y la UTE responsable de las obras de la Plaza Mayor acordaron ayer el replanteo de la urbanización y la estética de una actuación que, desde hace unos días, se encuentra prácticamente paralizada. En este documento, cuya redacción se espera concretar en los próximos días, el equipo de gobierno pretende introducir una serie de modificaciones tanto en los viarios del entorno de la Plaza como en el mobiliario y en la estética de los elementos que vendrán a componer y rematar este gran espacio de nueva creación en el centro de la ciudad.

"Es cierto que tenemos que llegar a un acuerdo con la empresa adjudicataria que recoja una serie de modificaciones que desde el Ayuntamiento consideramos fundamentales tratándose de la actuación de que se trata, pero, al contrario de lo que se pueda pensar", manifestó el alcalde, "existe un buen entendimiento para alcanzarlo, algo que ha quedado reflejado en la reunión que hemos mantenido esta mañana (por ayer) y en la que hemos acordado el inmediato replanteo de algunos aspectos de los viarios y de la estética de la Plaza" .

Unas modificaciones, las referidas, que, según destacó la máxima autoridad municipal, "no deben suponer un incremento destacable del presupuesto ya cerrado, ya que", aclaró, "fundamentalmente planteamos una redistribución de las cuantías destinadas a los distintos elementos, de forma que el dinero que se quite de un lado se ponga en otro". "Por ello", añadió confiado Ernesto Marín, "tengo el convencimiento firme de que el replanteo no va a ser un problema y que se van a poder culminar las obras en un plazo corto de tiempo".

Cabe destacar que, entre los cambios que plantea el equipo de gobierno, figura la creación de una zona de carga y descarga en la calle San José, que además sería de un único sentido; la eliminación del muro que remata la rampa de salida del parking con otro elemento menos 'agresivo' estéticamente; el desplazamiento a los laterales del recinto de algunas de las farolas que se proyectaban frente a la Iglesia Mayor o la creación de una pequeña zona ajardinada en torno al monumento a Paquiro.

A la espera de cerrar en los próximos días el referido documento de replanteo con el acuerdo necesario de las partes, Ernesto Marín quiso dejar claro que, "como resulta lógico, la puesta en servicio del nuevo aparcamiento subterráneo no se podrá producir hasta que no se culminen las tareas de urbanización de las calles que rodean la Plaza, algo en lo que he puesto especial interés ante la empresa y que, por tanto, espero que se ejecuten de forma diligente, en un plazo aproximado de unos quince días".

De este modo, lo que ya parece claro es que, en el mejor de los casos, habrá que esperar a mediados de julio para que se concluyan los viarios y acerados y, seguidamente, se proceda a la puesta en servicio del parking.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios