Empiezan los trabajos para poner a punto Torre Alta en el Observatorio

  • La actuación forma parte del convenio que el Ayuntamiento y la Armada formalizaron en el pasado mes de marzo ante la próxima entrada en funcionamiento del nuevo edificio de la hora

Torre Alta, revestida ya de andamios para su puesta a punto. A la derecha se aprecia también el muro con el que se ha cerrado parte de Héroes de Simancas. Torre Alta, revestida ya de andamios para su puesta a punto. A la derecha se aprecia también el muro con el que se ha cerrado parte de Héroes de Simancas.

Torre Alta, revestida ya de andamios para su puesta a punto. A la derecha se aprecia también el muro con el que se ha cerrado parte de Héroes de Simancas. / román ríos

Es una imagen que La Isla -y especialmente su Ayuntamiento- han esperado por mucho tiempo. Torre Alta se ha revestido de andamios para emprender su puesta a punto de cara a su próxima apertura al público, lo que sin duda convertirá a esta histórica torre vigía de la Bahía que se emplaza en el complejo militar del Real Observatorio de la Armada en uno de los elementos más atractivos del patrimonio castrense que se muestra en la localidad. Sus vistas -afirman los que han tenido la oportunidad de subir a la torre- son verdaderamente únicas.

La actuación que se está llevando a cabo forma parte del compromiso adquirido por la Armada con el Ayuntamiento y rubricado en el convenio que ambas partes suscribieron en el pasado mes de marzo. Este acuerdo, que firmaron la alcaldesa, Patricia Cavada, y el contralmirante y segundo jefe del Arsenal de La Carraca, Cristóbal González-Aller, partía de las necesidades del Observatorio ante la puesta en marcha del nuevo edificio de la hora, que tardará poco también en ponerse en marcha.

El nuevo y moderno laboratorio, que seguirá la tradición de marcar con el mayor rigor y exactitud la hora oficial de España, quedaba separado del resto del recinto por una calle peatonal: Héroes de Simancas. De ahí que la Armada, para conseguir la necesaria integración del edificio, negociara con el Ayuntamiento isleño la cesión de parte de este vial aludiendo a razones de "seguridad y accesibilidad".

A cambio de esta cesión, la Armada ha ejecutado un trazado paralelo que bordea todas las instalaciones y que, como el anterior, une la zona más alta del parque del Barrero con la urbanización de la plaza de las Sirenas y las viviendas de las calles Héroes de Cavite y Castillo de Olite. Dicho acceso peatonal está abierto desde hace unas semanas y el tramo de la antigua calle Héroes de Simancas colindante al nuevo edificio de la hora se ha cerrado con un muro para delimitar definitivamente el entorno militar del Observatorio.

Pero para la ciudad lo más interesante de este acuerdo que el Ayuntamiento ha conseguido con la Armada es la rehabilitación y puesta a punto de Torre Alta para incluirla en el circuito de visitas al Observatorio de Marina, que sigue siendo el edificio de La Isla que más visitas registra y que más interés suscita.

En el convenio firmado hace cinco meses, la Armada se comprometía a llevar a cabo su puesta a punto para facilitar su apertura al público "después del verano". De hecho, la idea es abrir la antigua torre vigía del siglo XVII en cuanto acaben los trabajos de adecuación y coincidiendo en el tiempo con la puesta en marcha del nuevo edificio de la hora, según afirmaba la Armada hace unos meses.

La intervención contempla dos fases. La primera es la que acaba de dar comienzo y la que permitirá las visitas a Torre Alta. Los trabajos son relativamente sencillos y no revisten una gran complejidad. Se trata de acondicionar el actual acceso al edificio, adecuar la planta baja como sala informativa y reparar la escalera de acceso a la azotea y la salida a la cubierta para permitir las visitas y el uso y disfrute de este mirador a la Bahía, además de remozar el exterior del edificio.

Posteriormente, en el convenio suscrito con el Ayuntamiento se habla de una segunda fase para la que no hay fecha alguna y que requerirá de una mayor inversión. En esta etapa se intervendrá en la adecuación de las plantas intermedias de Torre Alta para enriquecer la visita.

Para el Ayuntamiento, la recuperación de esta antigua torre vigía y su apertura era una de las prioridades que se había marcado desde comienzos del mandato -junto a otras iniciativas relativas al patrimonio castrense- con propósito de sacar un mayor partido turístico el incuestionable legado de la Armada que puede verse en la ciudad. De hecho, ya en el primer escrito que remitió a Defensa en verano de 2015 para tratar los temas que ambas administraciones tenían pendientes el gobierno aludía específicamente a Torre Alta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios