Denuncian la tardanza de los servicios de Urgencias en la localidad

  • Un alumno con convulsiones esperó más de 20 minutos la ambulancia. Ante el retraso, tuvo que ser trasladado al centro de salud La Atalaya por su padre

La junta de delegados de los alumnos del Instituto de Enseñanza Secundaria La Atalaya, su profesorado y la junta directiva del centro escolar denunciaron la grave situación vivida en el instituto en la mañana de ayer cuando un alumno de segundo de bachillerato que sufrió un episodio de convulsiones no pudo ser atendido en el centro, pese a avisar a los servicios de urgencia, y tras la espera de 20 minutos hubo de ser trasladado al centro de salud de La Atalaya, a escasos metros del edificio por su propio padre. Según narran en un comunicado "ante la gravedad de la situación se llamó al ambulatorio de Conil para que acudieran a auxiliar al joven. Se personó en el centro el padre del alumno y tras 20 minutos de espera impotente sin que la ambulancia apareciera, se vio obligado a transportar en brazos, con ayuda de otros alumnos al chico enfermo a su coche para acercarlo al ambulatorio". Una vez allí, tras ser atendido, una ambulancia le trasladó al hospital de Puerto Real.

La comunidad educativa del centro considera que "la situación del sistema sanitario conileño es denigrante, tercermundista, pobre e ineficaz, y esta no es la primera vez que ante una urgencia se aprecia una clara falta de efectivos en Conil". Añaden que "esto que hoy ha ocurrido en nuestro centro puede ocurrir en cualquier lugar de nuestro pueblo. Es un problema serio puesto que todos sabemos la importancia de una intervención inmediata. Por todo esto queremos elevar nuestra voz para protestar dado el penoso estado de la sanidad conileña". La comunidad sentencia que "no es permisible el riesgo que corremos por la ineficacia de nuestro sistema sanitario ante cualquier tipo de urgencia. Exigimos más efectivos en Conil y más medios para cuidar nuestra salud".

La directora del centro educativo, Elena de Miguel, con la que pudo contactar este medio confirmó lo sucedido y explicó que "afortunadamente había dos alumnos con cocimiento de primeros auxilios que pudieron atenderle en el propio centro, pero nos sentimos totalmente desamparados. Además, tenemos la suerte de que el instituto está muy cerca del centro de salud".

De Miguel aclaró que "no se trata de criticar a los profesionales sanitarios sino a la infraestructura con la que contamos", después de lo sucedido el equipo directivo "va a solicitar el acceso a cursos de primeros auxilios para saber como actuar ante situaciones como esta y vamos a impulsar una reunión con los directores de todos los centros educativos del municipio para conseguir un ATS con dedicación exclusiva a los alumnos de la localidad, que suponen una población escolar importante y tenemos derecho a demandar una atención sanitaria adecuada".

La dirección del centro informó de lo sucedido al Ayuntamiento de la localidad, así lo confirmó el propio alcalde que aclaró que la campaña de recogida de firmas por la mejora de la atención sanitaria impulsada por el grupo municipal de Izquierda Unida en el pueblo continua y respaldó las reivindicaciones del instituto La Atalaya.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios