fútbol El San Fernando CD vence al Córdoba B (0-3)

LÍNEA DE FONDO

Pablo-Manuel / Durio / Pdurio@diariodecadiz.com

Donde la crisis no puede llegar

El Barcelona y el Cádiz son dos ejemplos de equipos que escapan a la negativa situación del país

CRISIS, esa palabra que asusta con sólo escucharla, ha llegado a todos los rincones de España y del mundo. Les afecta a casi todos, de una u otra manera, y es tema de conversación en todos sitios. En Carnaval, como no podía ser menos, también está siendo objeto de pasodobles, tangos y cuplés de muchas agrupaciones, que aportan sus puntos de vista sobre la situación y cómo enfrentarse a ella. Pero como este artículo es sobre lo deportivo, me centraré en el fútbol para aportar dos o tres ejemplos exentos de crisis.

Muchos equipos están pasando malas horas, en una crisis que se diferencia mucho de la económica. El Chelsea ha destituido a Scolari, en Valencia empiezan a aparecer los fantasmas tras perder contra Osasuna, el Sevilla arrastra también tres derrotar consecutivas, la última de ellas contra el Betis, que duele más si cabe y que pone en la picota a Manolo Jiménez. Mijatovic está también en crisis, teniendo cada vez más en el aire su puesto de trabajo (o de no-trabajo).

Pero en Barcelona está claro que la crisis ni se ve ni se le espera. El equipo azulgrana sigue ofreciendo a los aficionados al fútbol un espectáculo cada fin de semana. Cuando el árbitro da el pitido inicial, los que están en el estadio o los que estamos frente al televisor no pensamos en qué ocurrirá, qué juego desplegarán los de Guardiola o cómo solventará el partido. Desde hace meses, pensamos más bien en quién hará la primera genialidad, que jugada será la mejor del partido y cuantos goles podrá marcar al rival.

Tampoco parece que haya crisis en Cádiz, donde el equipo hundió el domingo a un vecino en estado crítico, el San Fernando, al que le endiñó un 6 a 2 que hunde un poquito más a la plantilla azulina. Y como la crisis no pasa por Carranza, con once mil espectadores en las gradas, algunos de los que vestían el domingo la camiseta oficial del equipo amarillo (échele unos 50 euros) se fueron del estadio al Falla, con entrada de butaca. ¿Dónde está la crisis, hombre?

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios