EL ALAMBIQUE

Alicia / Ríos

Cabalgaaaaaýta

CRITICAR por criticar, no es constructivo. Pero, cuando pienso en nuestras cabalgatas de Carnaval se me desborda la imaginación y mi crítica siempre es la misma, al margen de quien esté detrás de su desorganización. No sé si va a peor por un mal de ojo o es que al ojo de alguien le importa nada. Cosas más desagradables que las nuestras no las hay: una pobre ristra de carrozas que en plata tardaría diez minutos en pasar por delante de uno, se convierte en un insufrible paso intermitente e interminable. Horas de vacío, de hastío, siempre atestada de borrachos vulgares, con los carritos llenos de jotabé, haciendo eses y este año no puedo decir que haciendo el indio, porque en la cabalgata del domingo los bolivianos estuvieron presentes y nada más lejos que ofender a ese grupo extranjero que, además de pasárselo bien (que también había algún que otro beodo), nos hicieron pasar unos segundos preciosísimos arrancando hasta los aplausos espontáneos de los que intentábamos a contra levante ver algo digno. Nos maravilló su colorido y su simpático baile, que si tardan más en pasar, muchos nos hubiésemos ido detrás intentando cogerles el paso como si fueran los del aerobic.

Se respeta al cofrade y sus procesiones, al encandilado con el montaje de la Virgen de los Milagros, tenemos en cuenta al marinero, al feriante, al rociero pero, qué pasa con el carnavalero, que Cádiz está sólo a unos metros y no tienen la exclusiva. No hay que irse muy lejos para aprender y dotar de un poco de contenido y dignidad a la fiesta porque, aunque a los del puerto nos vaya más la feria, también nos adaptamos a otras marchas populares que se tercien. Pero por favor, provóquennos la mejor de nuestras caras, la alegre, ofreciéndonos alternativas de diversión y no sólo vulgaridad. Salir del paso. La cosa porrillera es como decir la nostra. Sin embargo, la fecha ha servido para dar un golpe contra la venta ambulante ilegal y se han incautado 72 botes de serpentina, 27 cajas de 12 pulverizadores (324 en total), 5 cajas de 24 botes (120), así como 988 elementos sueltos. En total 1.432 que se pretendían vender de manera ilegal.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios