El Alambique

María González Forte

Desde que el hombre es hombre

Desde que el hombre es hombre utiliza a otros hombres en un sinfín de maldades. ¿Cómo si no llamar a los experimentos de inhalación de gases de motores diesel en seres humanos y monos, de los que informaba la prensa con el fin de determinar qué efectos tenían sobre ellos?

Otro doloroso escándalo ha sido el de Intermon. A todos nos chirría el alma y nos duele cualquier tipo de abusos sobre las personas y más, si son menores. Todos deseamos que les caiga implacable el peso de la ley.

A pesar de eso, cogí mi hucha de Manos Unidas y me dispuse, como otros años, a hacer la cuestación. Sabía que iban a llover críticas sobre si el dinero de las ONG llega o no llega. Sobre si todo no es más que un montaje…Solo un hombre me dijo:

-Señora, ayer me quité de todas las ONG. Todo es una gran mentira… Y siguió relatando sus razones.

Pero yo, que he trabajado en un colegio religioso en donde muchas hermanas pasaron buena parte de su vida en misiones, y que me decían como deseaban que llegaran las ayudas de las campañas para reponer sábanas, o disponer de anestesia, no podía utilizar la maldad de algunos como excusa, porque no son la totalidad.

Así que fui. Y es un orgullo poder aportar un grano de arena a que las diferencias sociales se arreglen un poco. Y sobre todo que a los valientes que deciden dar el paso y marcharse a las zonas más pobres, les lleguen las ayudas necesarias para poder cumplir con los propósitos de mejorar sanidad y educación.

Por ejemplo, en mi centro, la hermana Josefa Ortega, que pasó su vida en Filipinas, o la hermana Pura, que fue jovencita a Guinea esperando explicar la palabra de Dios y me confesó que tuvo que empezar por explicar a los miembros de un poblado que no defecaran junto a los ríos para no contaminar el agua, o la hermana Cova, que trabaja actualmente en Gabón.

Desde que el hombre es hombre hay personas generosas y desinteresadas que trabajan por mejorar el mundo. Hay otras, de las que es mejor callar…

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios