Primeros planos

Javier Anso

Reconstruir el país

La temporada de ciclones dura en Cuba desde el 1 de junio al 30 de noviembre. En el año 2017 se esperan unos 16.

En esos meses la sociedad se prepara: se evacua a quienes viven cerca del mar o en viviendas que corran el riesgo de derrumbarse, y se protegen los bienes materiales, desmontándose antenas, grúas y radares, por ejemplo. Pasado el ciclón, se comienzan las reparaciones. Hay que reconstruir lo destruido y aprender de lo ocurrido para protegerse mejor en el futuro. Se trata, en definitiva, de reconstruir el país.

Al igual que en Cuba, también algunos puentes se han roto entre una parte de Cataluña y el resto de España. Conociendo la fecha de llegada del ciclón, el 1-O, me pregunto, si, salvando las distancias, la experiencia cubana para tratar estos temas no pudiera sernos útil.

Antes de que llegue el ciclón hay que poner a salvo personas y bienes. No se trata, en este caso, de bienes materiales pero sí de otras realidades, de valores, que en modo alguno se pueden perder: el respeto y el aprecio a todos, incluidos los que opinan de modo distinto; el sentido de pertenencia a un proyecto positivo vivido en común durante siglos; la seguridad de que, enriqueciéndonos con nuestras diferencias, seguiremos caminando juntos en el futuro. Por eso, las medidas que haya que tomar antes de esa fecha no han de hacer imposible el entenderse a partir del 2-O. Junto a la decisiones necesarias para impedir actos antidemocráticos e inconstitucionales, hay que transmitir el mensaje de que hay una voluntad clara y decidida de avanzar con decisión y creatividad en la búsqueda de nuevas fórmulas de convivencia entre las gentes y los pueblos de España, con respeto a sus identidades respectivas, y al principio de igualdad y solidaridad entre todos. Claridad y firmeza ante el 1-O, pero también horizonte, esperanza, mano tendida. Si ello no logra detener el ciclón, que se sepa que el 2-O habrá una mesa para que se sienten en ella quienes deseen reconstruir el país.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios